El PRD llama a una consulta para revertir la reforma energética de Peña

La izquierda llama a una consulta popular en 2015 para “echar atrás” la eventual aprobación del plan del presidente Peña Nieto
Autor: Mauricio Torres | Otra fuente: CNNMéxico

El Partido de la Revolución Democrática (PRD) llamó a realizar en 2015 una consulta popular que revierta la reforma energética del presidente Enrique Peña Nieto, si el Congreso aprueba la propuesta en los próximos meses con los votos del gobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI) y del Partido Acción Nacional (PAN). 

Cuauhtémoc Cárdenas, fundador del PRD, dijo este lunes ante cientos de simpatizantes que la izquierda debatirá en “todos los foros” para evitar se avale la iniciativa, a la que se opone argumentando que privatizará el sector energético.

Sin embargo, agregó, existiría la posibilidad de invalidarla con una consulta popular, que por ley tendría que ser respaldada por el 2% de la lista nominal de electores (alrededor de un millón 600,000 personas) y llevarse a cabo en la misma fecha de la próxima elección federal, en 2015, cuando se renovará la Cámara de Diputados. 

“Empecemos a organizarnos desde ahora, y yo me arrogo la facultad de convocarlos, para que oportunamente tengamos el millón 630,000 electores inscritos en la lista nominal y muchos más, que estoy seguro podemos, para presentar a las autoridades nuestra demanda para que se convoque a una consulta sobre si mantiene vigente o no la reforma al 27 y 28 constitucionales”, dijo. 

“Convoquémonos para echar atrás las reformas al 27 y el 28, si sería la desgracia que en este periodo legislativo fueran aprobadas. Lo podemos hacer y el pueblo nos va a responder”, añadió. 

Cuauhtémoc Cárdenas es hijo de Lázaro Cárdenas, el presidente que en 1938 nacionalizó la industria petrolera. 

Durante el acto de este lunes, anunció que dejará el cargo que ocupa en el Gobierno del Distrito Federal (GDF) para dedicarse "de lleno" a promover la consulta popular sobre el sector energético. 

Cuestionado al respecto, Alejandro Sánchez Camacho, secretario general del PRD, señaló que el escenario ideal para la izquierda sería que antes de aprobar una reforma energética el PRI y el PAN aceptaran consultar a la ciudadanía sobre qué cambios hacer en Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE). Sin embargo, consideró que esa situación es poco probable. 

“El PRI y el PAN traen otros tiempos. (…) Ya en el 2015, la apuesta sería a derogar esta ley que presumiblemente ellos aprobaran. Naturalmente que faltan muchos acontecimientos por suceder. Nosotros no vamos a estar cruzados de brazos. Si vemos que ellos van con esa decisión firme de votarlo, nosotros vamos a convocar a movilizaciones populares y se va a tensar la situación social”, dijo a CNNMéxico.

El PRD es la tercera fuerza en ambas Cámaras del Congreso. Los votos del PRI y del PAN son suficientes para alcanzar la mayoría calificada para aprobar cambios a la Constitución como los que plantea el presidente.

Al acto de este lunes en el Monumento a la Revolución, en el centro de la capital, asistieron el dirigente Jesús Zambrano, el exjefe de gobierno Marcelo Ebrard, senadores y diputados perredistas.

La propuesta de la izquierda

Durante el acto de este lunes, Cárdenas también presentó la iniciativa energética del PRD, que se suma a las que Peña Nieto y el PAN han entregado al Congreso, y en las que proponen permitir que las paraestatales se asocien con particulares.

A diferencia de esas dos propuestas, la del PRD no implica cambios a la Constitución sino a 12 leyes federales y la creación de una nueva sobre excedentes petroleros.

El núcleo de la iniciativa consiste en modificar el régimen fiscal de Pemex para que tenga mayor libertad presupuesta en vez de entregar la mayor parte de sus recursos a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

También plantea crear un fondo de excedentes petroleros, que sería supervisado por el Congreso y cuyos recursos serían empleados en investigación y desarrollo, no en gasto corriente.

Además, se propone que el titular de Pemex deba ser ratificado por el Congreso, en lugar de ser nombrado directamente por el presidente, y que los representantes del sindicato petrolero pierdan sus asientos en el Consejo de Administración de la paraestatal.

La iniciativa del PRD fue entregada formalmente este lunes al Senado, donde el martes será turnada a comisiones para su análisis durante la sesión de la Comisión Permanente.

Cárdenas, además, insistió en que la propuesta del gobierno federal es "privatizadora" y criticó que Peña Nieto haya señalado en el discurso de presentación del documento que éste retoma ideas de Lázaro Cárdenas.

"¿Dónde, pues, cabe pretender sustentar esta retrógrada reforma en la figura de Lázaro Cárdenas? Es falaz la utilización que se hace del nombre de quien encabezó la lucha por el rescate y pleno ejercicio de la soberanía de la nación del siglo XX. Ofende a quienes verdaderamente se identifican con sus ideas y su obra", dijo.

"Nadie más lejos de una política entreguista que Lázaro Cárdenas. Nadie más lejos de mentir al pueblo mexicano. Nadie más lejos del oportunismo demagógico", señaló.

Emilio Gamboa, coordinador del PRI en el Senado, dijo a medios por la tarde que su bancada revisará "con gran detenimiento" la iniciativa presentada por Cárdenas.

"No queremos ni hacerla (la aprobación de la reforma energética) fast track ni queremos mayoritear a nadie. Queremos sentarnos a la mesa a discutir, a debatir, a dialogar", señaló.

Ahora ve
No te pierdas