Septiembre, el mes más lluvioso de la historia de México dejó 139 muertos

El gobierno federal reportó que se registraron 162,000 millones de metros cúbicos de agua, equivalente a los tres ríos más caudalosos
Habitantes de Guerrero piden ayuda desde albergues
| Otra fuente: CNNMéxico

El gobierno federal reportó que hasta este miércoles han fallecido 139 personas víctimas del paso del huracán Manuel y la tormenta Ingrid, mientras que otras 38 están reportadas como lesionadas en 26 estados de México afectados por las lluvias. 

Septiembre se convirtió en el mes con más lluvias en los últimos 125 años en México - cuando se iniciaron los registros pluviales - informó el director de la Comisión Nacional del Agua, David Korenfeld, en una reunión del presidente Enrique Peña Nieto con secretarios de Estado, gobernadores, legisladores y autoridades locales.

Las lluvias lograron un acumulado de 162,000 millones de metros cúbicos de agua, “una cantidad similar a la que flue en los tres ríos más caudalosos del país Papaloapan, Usumacinta y Gijalva, en todo un año”, dijo el funcionario.

250 municipios de México han sido declarados en emergencia por las afectaciones, entre inundaciones, deslaves, daños en viviendas y carreteras, lo que ha provocado el traslado de 58,000 personas a albergues de protección, informó el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

El funcionario aseguró que el gobierno federal emitió “alertas tempranas” desde el 12 de septiembre a través de “los boletines correspondientes” a las autoridades estatales, por lo que dijo que fue cumplido el protocolo para la protección de la población, a pesar de las muertes registradas.

Tan sólo en el estado de Guerrero, uno de los más afectados por Manuel, aún hay 53 personas reportadas como desaparecidas en la comunidad de La Pintada, donde un alud sepultó decenas de viviendas, señaló Osorio Chong.

Hasta el momento, el Fondo Nacional de Desastres Naturales ha destinado 12,507 millones de pesos para atender la emergencia, de los cuales se han aplicado 633 millones de pesos en "acciones de auxilio inmediato" a la población, informó el secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray.

El presidente pidió a la Procuraduría Federal del Consumidor que vigile que los comercios en zonas afectadas no encarezcan el precio de los artículos de primera necesidad, en especial en los pequeños negocios a los que accede la población.

También instruyó a las secretarías de su gobierno para que el Atlas Nacional de Riesgos sea dado a conocer, “para que evitemos asentamientos en lugares donde no debe haber construcciones”.

“Sin duda, los efectos de estos dos fenómenos climatológicos nos dejarán importantes lecciones para que en lo futuro hagamos frente con mayor eficacia a estos efectos a veces devastadores. Pero creo que hemos venido actuando de manera organizada, de manera oportuna, llevando los apoyos y atendiendo a las familias afectadas”, concluyó en su mensaje.

Daños históricos

El gobernador de Guerrero, Ángel Aguirre Rivero, a nombre de los mandatarios estatales, destacó que esta fue “la tragedia más grande en toda la historia” de su estado, el más dañado del país, seguido por Veracruz, afectado por la tormenta Ingrid.

Expuso que 74 de 81 municipios están afectados, con 50% de las carreteras dañadas y unas 250,000 hectáreas de cultivos dañadas y 40,000 cabezas de ganado que se perdieron. También unas 30,000 viviendas resultaron con daños parciales o totales, dijo el gobernador.

Además de las despensas que han sido aportadas por la población, la Secretaría de Desarrollo Social ha distribuido 73,500 despensas a través de sus sistemas de ayuda a los afectados, y los programas de empleo temporal han trabajado en 122,531 viviendas en trabajos de reparaciones, dijo la titular de la dependencia, Rosario Robles.

A esas despensas, también se agregan otras 270,000 entregadas por el gobierno federal, 1.7 millones de litros de agua y 178,000 paquetes con productos de aseo personal, dijo el secretario de Hacienda.

El Ejército ha aplicado el Plan DN-III-E de rescate a personas en riesgo y realización de labores de recuperación, y la Marina realiza patrullajes en las zonas afectadas para combatir el vandalismos y rapiña en los poblados afectados, dijeron el general Salvado Cienfuegos y el almirante Francisco Soberón.

Hasta ahora 13 carreteras están “cortadas”, dijo el secretario de Comunicaciones y Transportes, Gerardo Ruiz Esparza, y nueve puentes quedaron colapsados por las lluvias, mientras que otros 18 quedaron dañados. En total unos 5,000 kilómetros de caminos rurales resultaron dañados, y hay 30 desplomes de tramos carreteros, dijo el funcionario.

Enrique del Val Blanco, en representación de la Secretaría de Educación Pública, dijo que hay 2,150 escuelas dañadas, de todos los niveles, de las cuales 16 resultaron “con pérdida total o que habrá que reubicar”.

Unos 43,000 planteles suspendieron las clases durante las lluvias, algunos de ellos fueron usados con albergues. Hasta ahora 157,000 alumnos siguen sin clases, dijo Del Val Blanco.

Francisco Rojas, el titular de la Comisión Federal de Electricidad, reportó que en el país unos 830,000 usuarios del servicio de energía resultaron afectados, pero hasta ahora se ha restablecido casi del 99% del servicio en el país.

Ahora ve
Cinco presuntos terroristas fueron abatidos en Cambrils, Cataluña
No te pierdas
×