Tras años de violencia, 'la vida regresa' a Ciudad Juárez

Los esfuerzos de las autoridades y la sociedad civil han rendido frutos y ahora la ciudad fronteriza recupera la inversión y el turismo
Grupo armando irrumpe en fiesta en Ciudad Juárez
Autor: Nick Valencia
(Reuters) -

Ciudad Juárez, México, fue conocida alguna vez como la capital mundial de los asesinatos. En 2010, en la cúspide de la violencia de los cárteles, había en promedio 8.5 homicidios al día en la ciudad.

Cinco años después, las autoridades locales dicen que la ciudad es mucho más segura y se planea atraer a los turistas e inversionistas extranjeros una vez más. En abril, el ayuntamiento inició la campaña turística Juárez te espera.

El esfuerzo publicitario empezó discretamente hace un año y el 10 de abril se presentó de lleno. El alcalde Enrique Serrano inició oficialmente la campaña y dio un recorrido de alto perfil "sin precedentes" a los líderes regionales de Estados Unidos y México.

El asambleísta estadounidense Robert Beto O'Rourke, de Texas, fue uno de los participantes en la excursión por Juárez. Su distrito comprende a El Paso, Texas, que se localiza justo al otro lado del río Bravo. O'Rourke dice que hay buenas razones para que los lugareños tengan esperanzas.

"Como región, El Paso y Juárez representan el 20% del comercio en general entre Estados Unidos y México. Los lazos binacionales son fuertes y así han permanecido", dijo O'Rourke. "Sí, la situación fue muy difícil durante… un tiempo. Juárez fue alguna vez la ciudad más letal del mundo".

Un descenso drástico en la cantidad de asesinatos

O'Rourke se refirió a una época, entre 2009 y 2012, cuando se mataba indiscriminadamente a hombres, mujeres y niños. Muchas personas estaban atrapadas irremediablemente en medio de la violencia de los cárteles. Otras personas fueron víctimas de la guerra por los territorios de los narcos. Rourke dice que hace no tanto tiempo lo pensaba dos veces para cruzar el puente hacia Juárez.

"(Ahora) viajo a Juárez regularmente para almorzar o reunirme con gente o simplemente por ir. Siempre me siento a salvo y seguro".

Un portavoz de la Fiscalía General del Estado de Chihuahua señaló a CNN que en un momento dado, hubo días en los que había más de 20 homicidios en Ciudad Juárez.

"Eso era normal", dijo el vocero, Julio Castañeda, a CNN. "Ahora es más seguro".

Las cifras de la fiscalía general parecen respaldarlo. Más de 3,000 murieron asesinadas en la ciudad hace apenas cuatro años, pero de acuerdo con Castañeda, a estas alturas de 2015 ha habido 89 homicidios, lo que representa un descenso radical en la violencia.

"Es indudable que la labor que hicimos aquí a lo largo del pasado año, con las instituciones policiales y específicamente con la Policía local, ayudó. Las agencias emprendieron un esfuerzo concertado", dijo Castañeda. "Sin duda este trabajo fue instrumental para el desmantelamiento de las bandas que asolaban la ciudad".

El gobierno erradicó la corrupción en la Policía local y despidió o arrestó a muchos policías corruptos que ayudaban a los cárteles.

Otro de los factores que pudo haber ayudado es que la guerra territorial entre los cárteles de Sinaloa y Juárez esencialmente terminó, ya que el cártel de Sinaloa se adjudicó la victoria en la batalla por la ruta del tráfico en Juárez.

O'Rourke afirma que la frontera entre El Paso y Juárez es "más segura que nunca". Dice que uno de los avances simbólicos fueron los "30 millones de cruces legales desde El Paso hacia Juárez".

No está tan mal, pero…

Aún hay quienes no quieren celebrar demasiado pronto.

"Para que Juárez se pueda considerar una ciudad segura falta mucho", dice Sergio Meza, director ejecutivo del Plan Estratégico de Juárez, una organización independiente que trabaja para mejorar la calidad de vida en la ciudad.

"Apenas este año pasado (2014) hubo 424 homicidios. En 2007 hubo 272. Sí, no estamos tan mal. Pero aún estamos muy enfermos", dijo Meza a CNN desde su oficina en Juárez. "En realidad estamos avanzando respecto a las condiciones que generó la inseguridad. Seguimos analizando la corrupción en la ciudad. Sigue siendo un problema".

Lee: Grupo armando irrumpe en fiesta en Ciudad Juárez

Como más del 40% de los habitantes de Juárez viven por debajo del umbral de pobreza, según el Plan Estratégico de Juárez, el futuro de la ciudad dependerá de "la participación popular en asuntos públicos". De hecho, el lema de la organización es: "Nada se arregla solo. Participa".

"Estamos buscando un futuro comprometido", explicó Meza. "No hablamos de eso. No tenemos el dinero para generar empleos aquí".

'Se ve que hay vida otra vez'

Una de las situaciones positivas es que la inversión estadounidense está regresando.

Las empresas estadounidenses Delphi, Honeywell, Flextronics y Lear son algunas de las que aumentaron sus contrataciones y la inversión en Juárez a lo largo del año pasado. Esas contrataciones habrían sido difíciles de imaginar hace cuatro años. Pero como el salario promedio a la semana de los empleados locales de las maquiladoras en la frontera en Juárez es de 20 dólares (unos 300 pesos), Meza dice que es necesario hacer más.

Persisten las cicatrices del pasado reciente. Las ventanas y las puertas de varios de los edificios del centro están cerradas con tablas y sus muros están cubiertos de grafiti.

Los estadounidenses que antes de la violencia iban a Juárez por las ofertas no han regresado en las cantidades que se veían antes de que la violencia se agravara. Pero uno de los indicios de los avances es que el Departamento de Estado de Estados Unidos modificó su alerta de viaje a la ciudad. Aunque aún exhorta a los visitantes a tomar precauciones adecuadas, ya no recomienda evitar la ciudad.

Lee: Ciudad Juárez se recupera poco a poco tras años de violencia

Los habitantes de Juárez y del vecino El Paso tal vez están renuentes a decir que las heridas del pasado violento de la ciudad ya sanaron. Sin embargo, en el año anterior definitivamente notaron que "la vida ha vuelto".

"Lo mido por el ir y venir cotidiano de la gente", dijo a CNN Gustavo Reveles, juarense de 39 años. "Para alguien que creció en la frontera y que ha pasado la mitad de su vida cruzando la frontera cada semana, es alentador que se pueda cruzar de regreso a Juárez sin ese titubeo o preocupación de que algo pueda pasar".

Reveles vivió en Juárez hasta los 15 años y ahora vive en El Paso. Dice que la amenaza de la violencia "sigue siendo un poco preocupante", aunque eso no ha impedido que en las semanas recientes haya ido a Juárez a reunirse con sus amigos para cenar y tomar unas copas.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Las cosas han cambiado", dijo. "Después de pasar por lo que Juárez pasó, ves que hay vida otra vez. Ves algo parecido a lo que había antes. Falta mucho para recuperarse realmente y que las heridas sanen, pero el proceso empezó y es un paso en la dirección correcta".

Con información de Octavio Blanco de CNNMoney.

Ahora ve
Dos ciudades de AL están entre las 10 más peligrosas del mundo para las mujeres
No te pierdas
×