Tanhuato, "enfrentamiento demostrado" sin ejecuciones: Policía Federal

El titular de la Policía Federal, Enrique Galindo, dijo que sus elementos se enfrentaron con un grupo delictivo muy bien armado
Ataque a federales en Tanhuato, Michoacán
/
| Otra fuente: CNNMéxico
CIUDAD DE MÉXICO (CNNMéxico) -

El comisionado de la Policía Federal, Enrique Galindo, aseguró que lo ocurrido el pasado viernes en Tanhuato, Michoacán, fue un enfrentamiento con presuntos integrantes del crimen organizado y no una ejecución, luego que medios y analistas compararán el hecho con lo sucedido en Tlatlaya, Estado de México.

“Definitivamente no tenemos ninguna aproximación a lo que haya sucedido en Tlatlaya. Aquí hubo un enfrentamiento demostrado… no hay ninguna ejecución después del enfrentamiento”, dijo Galindo en entrevista telefónica con Ciro Gómez Leyva en Grupo Fórmula, este lunes.

Sin precisar número, el comisionado Galindo considera que el grupo armado habría estado conformado por unas 60 personas "que deambulaban libremente por la zona", cobrando derecho de piso y vendiendo droga.

El enfrentamiento del pasado viernes -que se prolongó de manera intermitente durante unas tres horas- entre fuerzas federales y un grupo armado en el municipio de Tanhuato, Michoacán, que dejó un saldo preliminar de 42 presuntos delincuentes fallecidos y un policía federal.

En la zona en donde ocurrió el enfrentamiento, en los límites de Michoacán y Jalisco, tiene presencia el cártel de Jalisco Nueva Generación, que ha tenido enfrentamientos con las fuerzas federales en las últimas semanas.

Al ser cuestionado por las 42 bajas del grupo delictivo frente a la muerte de un solo policía federal, Galindo reviró que sólo se debió a la buena organización de la policía, además de que los tomaron por sorpresa.

“Esta opinión de querer vincular una cosa con la otra (el caso Tlatlaya con Tanhuato) no la entiendo. Creo que la policía actúo con mucho cuidado, con precaución…este grupo se defendió con todo lo que tenía”, dijo Galindo.

El pasado 30 de junio, cuando militares que patrullaban esa localidad del Estado de México mataron a 22 civiles en una bodega. En un principio la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena) reportó que las muertes habían ocurrido en un enfrentamiento con presuntos delincuentes, reportes de prensa cuestionaron esa versión y apuntaron a la posibilidad de que se hubiera llevado a cabo una ejecución extrajudicial.

"No se tocaron el corazón"

Los elementos de la Policía Federal pusieron en marcha el operativo luego que los habitantes del lugar denunciaran ante la PGR que un grupo criminal había invadido un predio conocido como Rancho del Sol y que los tenían bajo constante amenaza, además de cobrarles derecho de piso y secuestrar mujeres, explicó Galindo.

Galindo narró que el enfrentamiento se dio en dos etapas. La primera incursión fue con 41 elementos policiales y ocho vehículos de los cuales cuatro eran blindados, éstos protagonizaron el primer enfrentamiento que duró una hora diez minutos. Luego llegaron refuerzos: 60 elementos y un helicóptero artillado.

Enrique Galindo reconoció que no esperaban la capacidad de fuego del grupo armado, quienes tenían armas de alto poder, así como una convicción de luchar, que no saben si era por dinero o por poder.

“Si no hubiera llegado el helicóptero, los números de bajas hubieran sido diferente”, apuntó Galindo. “Era muy temprano cuando nosotros llegamos y ellos estaban descontrolados, desorganizados, sin embargo sí disparan…Tuvimos la suerte de que no dispararan lanza granadas, estaban listos para disparar un lanza granadas que no utilizaron, pero no se midieron para disparar”.

Galindo resaltó que los elementos de la policía siguieron el protocolo de exigir que los delincuentes se rindieran y ante la negativa comenzó el ataque entre ambos. “Ellos dispararon a la policía desde que iban en la carretera, se meten a este rancho y siguen disparando a la policía…le disparan al helicóptero… no se tocaron el corazón”, dijo.

Luego del enfrentamiento, señaló Galindo, la gente agradeció el actuar de la Policía Federal "porque les habían ya robado mujeres, adolescentes; realmente era una zona de mucho terror a partir de este grupo".

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Aseguró también que no se trató de una venganza por el derribo del helicóptero Cougar en los hechos violentos registrados en Jalisco el pasado 1 de mayo.

El comisionado destacó el hecho de que hay tres detenidos, dos totalmente tatuados, quienes portaban AK-47 o Cuerno de Chivo y R-15. Enrique Galindo señaló que uno de los detenidos confesó que se organizaron para disparar. Agregó que hay dos policías más que resultaron lesionados durante el enfrentamiento.

Ahora ve
“Un componente racial” dificulta la renegociación del TLCAN, considera Krugman
No te pierdas
×