Porfirio Díaz y su deseo por 'volver' a México tras un siglo en el exilio

A 100 años de su fallecimiento, la familia del exmandatario mexicano todavía busca que sus restos descansen en Oaxaca
| Otra fuente: CNNMéxico

Considerado como héroe por algunos y como villano por otros, Porfirio Díaz fue un personaje que marcó una importante etapa en la historia de México, y a 100 años de su muerte en el exilio, sigue ocasionando revuelo, ya que la posibilidad de que sus restos sean repatriados continúa latente.

La Comisión Especial de los Festejos del Centenario Luctuoso del general Porfirio Díaz Mori ha solicitado la repatriación de los restos del expresidente mexicano desde París, Francia. Sin embargo, la familia asegura que no se ha realizado ninguna petición al respecto.

Lee: ¿Qué han dicho políticos de México sobre el matrimonio gay?

Porfirio Díaz Núñez, bisnieto del general, declaró este miércoles en entrevista con Radio Fórmula, que actualmente no se han realizado gestiones para devolver los restos a su natal Oaxaca.

Aseguró que, a pesar de que la familia desea cumplir el deseo del expresidente de volver a México, solo se hará "cuando el pueblo de México tenga la suficiente madurez para reconocer que somos humanos, que hay errores, pero que es tiempo de reconciliarnos". 

Díaz Núñez también aseguró que la familia podría trasladar los restos del general de manera privada, pero que no se ha hecho porque "le corresponde al pueblo de México darle el lugar que le corresponde". 

CNNMéxico buscó conocer el estado de la petición de la comisión, aunque no estuvieron disponibles para comentar inmediatamente. 

"Porfirio Díaz no necesita el perdón de México"

Esta no es la primera vez que los familiares de Díaz buscan que se cumpla la última voluntad del exmandatario mexicano: descansar en la iglesia de la Soledad en Oaxaca, estado donde nació en 1830. 

Desde la muerte del expresidente, en 1915, su esposa intentó traer su cuerpo a México, infructuosamente. Otros intentos se dieron en las décadas de 1920, 1950 y 1960; en 1995 se creó una comisión dedicada a su repatriación y en 2010, en el marco del centenario de la Revolución Mexicana, la petición resurgió, pero en ninguna ocasión prosperó.

"Quizá los propios oaxaqueños deberían ocuparse de traerlo. Pero reavivar ese tema es inútil. Mejor conozcamos su vida", dijo el historiador Enrique Krauze al diario El Financiero.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Krauze también señaló que es necesario revisar la vida de Porfirio Díaz para analizarlo sin el peso del discurso nacional que se ha formado en torno a él. 

"Porfirio Díaz no necesita el perdón de México. Los mexicanos necesitamos perdonar a Porfirio Díaz", indicó el historiador, que en 1995 formó parte de la comisión para repatriar los restos del exmandatario. 

Ahora ve
Tras el sismo, el olvido. Estos damnificados siguen en albergues desde 1985
No te pierdas
×