6 retos en el 'viaje' de Jorge Gaviño como nuevo director del Metro

El exdiputado afirma que en 15 días presentará su primer plan de acciones para solucionar problemas que diario padecen millones de pasajeros
Controversias por fallas en la Línea 12 del metro
| Otra fuente: CNNMéxico

El nuevo director del Metro de la Ciudad de México, Jorge Gaviño, acaba de ‘subirse a un tren’ que enfrenta múltiples condiciones adversas para llegar a su terminal, pero para las cuales dice que tiene soluciones que comenzará a aplicar en 15 días.

Desde las fallas que paralizan la mitad de la Línea 12, los problemas técnicos que provocan retrasos, la mala infraestructura que ya provocó un accidente y hasta una saturación que padecen los capitalinos todos los días, el funcionario designado este jueves por el jefe de Gobierno del DF, Miguel Ángel Mancera, 'arranca motores' con muchos retos.

“Se pueden hacer muchísimas cosas para dignificar al Metro. Mantenerlo limpio, bien iluminado, con seguridad”, dijo Gaviño a Radio Fórmula este viernes.

“Lo que vamos a hacer es revisar la problemática para emprender acciones directas para solucionarla”, explicó, y agregó que en 15 días presentará a los capitalinos un plan de acciones “que van a poder sentir en tiempos y movimientos”.

Tras su designación, el funcionario —quien era asambleísta y presidente de Nueva Alianza en el DF— escribió en su cuenta de Twitter que viajará "todos los días" y "de cabo a rabo" las líneas del Metro.

Éstos son algunos de los principales retos que recibe el nuevo director de Sistema de Transporte Colectivo, que moviliza diariamente a más de siete millones de personas en (casi) 12 líneas con 195 estaciones.

1. La cuestionada Línea 12

Las culpas de la administración actual a la pasada, de la pasada a la actual, del Congreso al Gobierno del DF, y de éste a las constructoras y proveedoras, han ido y venido, pero diariamente unas 400,000 personas siguen afectadas por el cierre de 11 de 20 estaciones de la Línea 12 del Metro.

Éste es uno de los problemas que han causado más retrasos a la marcha del Metro, pues mientras las autoridades intentan determinar si fallaron los rieles, la incompatibilidad de los trenes o el trazado de la Línea, han pasado 16 meses sin servicio... Y pasarán por lo menos otros cuatro, pues su reapertura está programada para noviembre.

Gaviño reiteró este viernes que noviembre será el mes de reanudación del servicio, una vez que se hayan completado las correcciones al tramo entre las estaciones Atlalilco y Tláhuac que aún no está claro si el gobierno deberá pagar, o si forman parte de las garantías del consorcio constructor.

Por lo pronto, diariamente el GDF destina 770,000 pesos de su presupuesto para cubrir el costo de los autobuses que transportan gratuitamente a los pasajeros afectados por el cierre parcial.

2. Fallas de infraestructura

Los siguientes ‘enfrenones’ que están afectando el camino del Metro, y su presupuesto, son las de las fallas en la estructura de las líneas A y 5, en el oriente de la capital, la zona más densamente poblada del Valle de México.

Cinco estaciones de la Línea A —Peñón Vijo, Acatitla, Santa Marta, Los Reyes y la terminal La Paz— se encuentra cerradas desde el 13 de junio y así permanecerán hasta el 23 de agosto, pues unos 260 metros del “cajón estructural” por el que circula el Metro serán demolidos y reconstruidos.

La causa es que ese cajón se encuentra “sumamente averiado”, lo que antes del cierre obligaba a que los trenes circularan con una marcha más lenta.

En total, el GDF invierte poco más de 101 millones de pesos para las obras, que se realizan las 24 horas del día, con la esperanza de que al final el tiempo de recorrido de la línea se reduzca “de 45 a 30 minutos”, según la administración local.

Pero ese gasto es menor a los 800 millones de pesos que Mancera señaló que tendrá que invertir el gobierno para construir un túnel entre las estaciones Terminal Aérea y Oceanía de la Línea 5, a fin de contrarrestar una falla geológica que afecta a los trenes.

“Cuando se dice que el Metro requiere miles de millones de pesos no es una exageración”, dijo el jefe de Gobierno este viernes a MVS Radio, al hablar de esa obra “mayor” en la Línea 5 que fue puesta a licitación.

Lee: Tres líneas del Metro requieren mantenimiento urgente: sindicato

3. Evitar otro choque

Gaviño también tendrá que hacer una ‘parada’ para revisar las condiciones de los trenes, vías y sistemas de operación en las 12 líneas, pues apenas en mayo ocurrió un choque “por alcance” que dejó 12 personas lesionadas y posteriormente provocó la muerte de un trabajador del Metro.

El incidente ocurrió en el mismo tramo entre Terminal Aérea y Oceanía donde se prevé construir el túnel ante la pendiente pronunciada que se ha formado.

La anterior dirección del Metro, a cargo de Joel Ortega, dijo que se trató de un doble error humano, en el que falló tanto el conductor de uno de los trenes involucrados como el despachador en la terminal. Eso fue rechazado por los trabajadores, quienes señalaron las fallas de infraestructura.

Más allá de las responsabilidades, este caso expuso en parte que el Metro opera con un equipo que tiene décadas de uso, trenes con equipo “obsoleto”, sistemas de comunicación que no funcionan y fallas en las vías como las del tramo Terminal Aérea-Oceanía.

4. Millones de refacciones

“El Metro requiere cambiar sus sistemas, actualizarlos, para que estemos a la altura”, reconoció Mancera este viernes en la mencionada entrevista, y como ejemplo comentó que hay trenes que llegan a un millón de kilómetros recorridos, cuando su “mantenimiento mayor” debe ser hecho a los 700,000.

El alcalde aseguró que cuando llegó a la administración “no se había hecho una compra fuerte en mucho tiempo” de refacciones necesarias para el buen funcionamiento de los trenes.

El mandatario capitalino indicó que su gobierno ha invertido en “1,000 millones de refacciones” para reparar trenes “arrumbados”.

Mancera también calificó como “extremo” el deterioro de escaleras eléctricas, que hay sistemas de transformadores de energía “obsoletos” que ponen en riesgo la operación, y destacó que había 105 trenes parados, suficientes para cubrir tres líneas completas.

Las reparaciones son otro de los encargos que Mancera priorizó para el nuevo director del Metro.

5. Ser más transparentes

En diciembre de 2013, la dirección del Metro anunció el incremento de la tarifa de tres a cinco pesos por viaje (66% de aumento), y a cambio prometió que habría múltiples mejoras en tiempos de traslado, infraestructura, seguridad y eliminación de comercio informal.

Una encuesta levantada por el diario Reforma seis meses después del aumento mostró que 37% de los usuarios pensaba que el Metro había empeorado en su servicio, mientras que solo 5% vio mejoras y el resto pensó que seguía igual.

Para avanzar en la marcha del Metro, Gaviño dijo este viernes que con su llegada no va “a estar insistiendo en el pasado” y los errores de administración que se han cometido. En cambio, el nuevo funcionario prometió hacer “transparentar las licitaciones” para las mejoras del servicio.

6. Hacer amigos

Otra de las tareas que Gaviño tendrá que hacer para mejorar la operación del Metro es ‘subir a su tren’ a los trabajadores, liderados por Fernando Espino en el Sindicato Nacional de Trabajadores del Sistema de Transporte Colectivo, quienes constantemente se han confrontado con los anteriores directores.

Espino ha declarado a la prensa que la administración de Ortega no consideraba al sindicato para tomar decisiones, y Mancera aseveró este viernes que el nuevo director del Metro deberá acercarse a ellos, los “principales expertos” en el funcionamiento del Metro.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Gaviño aseguró que está en la búsqueda de una “reunión con el líder del sindicato”, pues comentó que como nuevo funcionario hará que su encargo no sea un “asunto personal”, sino “un asunto de importancia de la ciudad”, como declaró a Radio Fórmula.

La primera ‘estación’ que visitó Gaviño apenas fue nombrado el jueves fue recorrer la Línea 12 para supervisar los avances en las reparaciones. Y la siguiente parada en su camino será la presentación de soluciones que prometió para dentro de 15 días.

Ahora ve
Testigo relata momentos de terror en La Rambla, Barcelona
No te pierdas
×