Bajan ventas de autos 2.9% en Canadá

La industria automotiz canadiense se está viendo afectada por los altos precios en comparación Ford, GM, Toyota y Nissan sufrieron las mayores pérdidas en sus ventas en septiembre.
MONTREAL (Notimex) -

Las ventas de vehículos automotores nuevos en Canadá registraron una baja de 2.9% por ciento durante septiembre respecto al mismo mes de 2006, pero aún con este descenso -el primero desde marzo- las ventas trimestrales fueron altas.

Fuentes de la industria automotriz canadiense informaron que durante el tercer trimestre de 2007, de julio a septiembre, las ventas de vehículos promediaron un millón 670 mil unidades.

Para el especialista Carlos Gomes, del banco Scotiabank, el descenso de septiembre se debe al aumento récord de ventas en agosto pasado y al buen comportamiento de todo el tercer trimestre.

Gomes apunta que la baja de septiembre refleja los temores de la crisis en el sector hipotecario en Estados Unidos y la volatilidad de los mercados financieros globales, pero agrega que es previsible un aumento en las ventas de automóviles hacia finales del año.

Para el analista Dennis DesRosiers, de la firma DesRosiers Automotive, la baja de 2.9% en septiembre se debe a la percepción de que los precios de los automóviles en Canadá son muy caros comparativamente a los precios en Estados Unidos.

Con el dólar canadiense en la paridad con el billete verde y la diferencia en precios que persiste, muchos consumidores piensan que están siendo "robados" por los fabricantes de automóviles, según el analista.

La baja en las ventas canadienses afectó a Ford, General Motors, Toyota y Nissan, y de los fabricantes estadounidenses sólo Chrysler logró un aumento, de 5.1%.

En un reciente análisis de las perspectivas del mercado de automóviles en América del Norte, Carlos Gomes pronostica que las ventas de automóviles en Estados Unidos bajarán al nivel de 15.3 millones de unidades en 2008.

La disminución del gasto discrecional de los consumidores estadounidenses llevará a una baja de producción de 1.2 millón de unidades respecto al 2006.

Además de la baja de precios de sus casas los consumidores estadounidenses, según Gomes, están soportando aumentos de precios en la gasolina y más duras condiciones del crédito.

En Canadá las ventas de automotores se mantienen firme por la fuerza del poder adquisitivo en las provincias del Oeste del país, donde se localiza el auge de la actividad petrolera.

Ahora ve
No te pierdas