Beckham desembarca en Los Ángeles Galaxy

El inglés, quien ha firmado un contrato de cinco años, cobrará 1 millón de dólares a la semana; el astro del futbol ganará un total de 250 millones de dólares con su nuevo equipo.
El astro del futbol llegó hoy a Estados Unidos (Reuters).
CARSON, EU (CNN) -

David Beckham fue presentado formalmente el viernes como jugador de Los Ángeles Galaxy, equipo de la MLS (la liga de fútbol estadounidense).

El centrocampista inglés desfiló por el Home Depot Center, situado al lado del estadio de casa, frente a los socios del Galaxy y los invitados de los patrocinadores, antes de ser presentado con su nueva camiseta, con el número 23.

Beckham, que llegó a Los Ángeles el jueves por la noche con su esposa, la cantante Victoria Adams, y sus tres hijos, dijo al público que deseaba comenzar uno de los mayores desafíos de su carrera.

"Mudarse a un país diferente, al otro lado del mundo, es algo que esperaba", dijo el inglés, de 32 años, en medio de una lluvia de confeti dorado y azul.

El futbolista expresó: "Creo que potencialmente el fútbol puede ser en Estados Unidos tan grande como lo es en otros puntos del mundo, y estoy orgulloso de formar parte de esto los próximos cinco años, y quizás después también".

"En mi carrera, he jugado en dos de los mejores clubes del mundo, el Manchester United y el Real Madrid, y he jugado durante once años con mi país y aún lo hago", indicó.

Beckham agregó: "Siempre he perseguido nuevos retos en mi carrera y algo excitante en mi vida".

El ex capitán inglés, que ha firmado un contrato de cinco años en virtud del cual cobrará 1 millón de dólares a la semana, habló al público desde un escenario erigido sobre el césped, donde lo acompañaron su nuevo entrenador, Frank Yallop; el manager general del club, Alexi Lalas; el comisionado de la MLS, Dan Garber, y Tim Leiweke, presidente de AEG, la compañía de entretenimiento dueña del Galaxy.

Beckham ganará una cifra estimada en 250 millones de dólares con el Galaxy y ansía llevar el fútbol estadounidense a un nuevo nivel.

Agraciado físicamente, con una esposa famosa y talento para la autopromoción, el londinense demostró ser un sueño para el mercadeo durante sus cuatro años en el Real Madrid.

El club español superó al Manchester United como el más rico del mundo y entró también en el lucrativo mercado asiático gracias a su presencia.

Durante sus primeros seis meses en España, fueron vendidas más de un millón de camisetas de Beckham.

Tras dejar el club madrileño, el director de mercadeo del Real Madrid, José Ángel Sánchez, dijo que Beckham había reportado más de 600 millones de dólares en ingresos de marketing.

Sin embargo, Beckham lo tiene más difícil a la hora de jugar al fútbol, ya que su nuevo club sólo ha ganado tres de sus primeros partidos en la Liga estadounidense esta temporada, ocupando el penúltimo puesto por abajo en la tabla del oeste del país.

Ahora ve
No te pierdas