Airbus elige a Labinal para sus arneses

La firma mexicana será proveedora para 12 superjumbo A380, los aviones más grandes del mundo; el contrato de la arnesera contempla además el abastecimiento del 100% en diversas aeronaves.
Labinal provee 50% de los cables para los aviones Airbus. (R
Roberto Morales

A Chihuahua le llaman “la capital mundial arnesera” desde 1998. Ese año, Airbus decidió importar arneses (cables eléctricos) mexicanos para casi todos sus aviones, la mayor parte de ellos fabricados por la empresa Labinal.

En 2007, Labinal venderá 50% de los arneses para construir 12 superjumbo A380 (el avión de pasajeros más grande del mundo) y 60% de los cables para los tres 787 Dreamliner que Boeing echará a volar en 2008. “La perspectiva es muy buena”, señala Jorge Uribe, gerente de una de las dos plantas de Labinal en Chihuahua.

La empresa firmó también un contrato para abastecer 100% de los arneses para 25 aviones F16, un caza ligero de combate construido por la estadounidense General Dynamics.

En 2006, México exportó arneses por 4,863.8 mdd, una baja de 3.9% frente al año previo, pero muy por arriba de sus más cercanos competidores (EU, con 1,677.3 mdd, y Rumania, 1,460.3 mdd), según el World Trade Atlas.

En Chihuahua, también se establecieron manufactureras, como Lear, Visteon y Delphi, que cuentan con centros de ingeniería y diseño de arneses. “Lo más probable es que, en los próximos años, México sea el primer productor de arneses en el mundo”, prevé Herminio Hernández, analista del sector en Bancomext.

Y es que Chihuahua cuenta, además, con una base creciente de proveedoras de metales, encintados, conectores y aislantes, como Elektrisola, uno de los más grandes manufactureros globales de alambre fino de cobre. “Iniciamos con cables de un solo color hace 40 años y ahora hemos desarrollado una fuerte industria”, festeja Alan Gómez, jefe de Estudio y Prospectiva de la Secretaria de Desarrollo Industrial de ese estado.

En 2006, las exportaciones mexicanas de arneses para aviones crecieron 6.5% al llegar a 194.9 mdd, en contraste con la caída de 1% que sufrió la venta de arneses automotrices, que sumó 4,530.4 mdd, y la baja de 54% en los cables para barcos, que sólo alcanzó 138.5 millones.

Uribe, de Labinal, afirma que México le apuesta a la industria aeroespacial, pues Centroamérica y China atraen cada vez más inversiones para arneses del sector automotriz.

Ahora ve
No te pierdas