Virgin hace planes por Northern Rock

La empresa dijo que en caso de adquirir la entidad británica eliminaría 1,000 empleos; la medida ocasionaría problemas al gobierno de GB, quien se comprometió a cuidar la venta del b
LONDRES (CNN) -

El conglomerado Virgin Group, del magnate Richard Branson, dijo que en caso de adquirir al banco británico Northern Rock eliminaría empleos, con lo que incumpliría un compromiso anterior de no efectuar despidos de trabajadores.

Los recortes de plantilla entre los aproximadamente 6,000 empleados de Northern Rock colocarían más presión sobre el primer ministro Gordon Brown, quien lucha por asegurarle una salida al mayor damnificado de la crisis global del crédito en Gran Bretaña a través de un rescatista del sector privado.

La cadena televisiva BBC dijo que Virgin eliminaría unos 1,000 empleos y para ello citó a Jayne-Anne Gadhia -presidenta de Virgin Money y quien pasaría a administrar el banco si la oferta de Branson es exitosa-, que dijo que el Ministerio de Finanzas del Reino Unido aceptaría los recortes.

"No podemos continuar haciendo la promesa de que no habrán despidos, pero podemos apuntar bastante a minimizarlos", dijo Gadhia a la radio de BBC.

Un portavoz de Virgin dijo que la estimación de 1,000 despidos era inexacta y que el número sería menor. Sin embargo, no quiso hacer un pronóstico, aunque dijo que la compañía planearía efectuar tantas reducciones como fuese posible y no reemplazar a los funcionarios que se vayan.

Tanto Virgin como un grupo de gerentes de la casa presentaron ofertas de rescate por Northern Rock esta semana.

Un tercer oferente, la firma de inversiones Olivant, dejó la carrera el lunes porque dijo que la condición del Gobierno de que el banco debe pagar un préstamo de emergencia de 25,000 millones de libras (49,000 millones de dólares) en tres años era demasiado cuantiosa.

Gordon Brown, cuya popularidad ha caído durante la crisis de cinco meses en Northern Rock, ha dicho que podría optar por nacionalizar el banco de manera temporal, de no alcanzar una solución en el sector privado.

En septiembre, Northern Rock se vio forzado a solicitar ayuda de emergencia al Banco de Inglaterra, después de que la crisis global del crédito lo dejara sin fuentes de financiamiento.

Esto provocó la primera corrida bancaria de depósitos en una gran entidad financiera británica en 140 años.

Ahora ve
No te pierdas