Primero la marca, después el planeta

Las empresas mexicanas dan mayor importancia a la construcción de marca que a cuidar el ambient la responsabilidad social sólo les significa una vía para crear una buena imagen, indica un rep
El 89% de las empresas mexicanas ven a la responsabilidad so
CIUDAD DE MÉXICO -

Hace unos años habría causado risa, pero no ahora. ‘Salvar el planeta’ es uno de los principales motores de la Responsabilidad Social Corporativa (RSC) en América Latina (66%) –y, en especial, en Brasil (84%), el país más activo en este rubro–, pero no en México.

Las empresas mexicanas aún ven la RSC como una vía para construir una marca (89%), revela el reporte 2008 RSC: una necesidad, no una opción, de Grant Thornton.

“A medida que la organización crece en tamaño, el nivel de escrutinio bajo el que operan las grandes multinacionales también crece”, afirma Héctor Pérez Aguilar, socio director de Salles, Sáinz-Grant Thornton, un despacho de consultoría que, por cierto, obtuvo el distintivo de Empresa Socialmente Responsable en 2007.

México es el país que más importancia da a la construcción de marca (89%), muy por encima del promedio de las empresas en el mundo (56%).

En contraste, la presión de los gobiernos para tener programas de RSC preocupa más a los corporativos del resto de Latinoamérica (66%, promedio), que a los de México (51%).

Aun así, la región entera todavía está lejos de naciones como Dinamarca (16%), Francia (17%) o Suecia (18%), donde el Estado no influye en su RSC.

El informe revela que temas como la administración de costos (63%) o el reclutamiento y la retención de personal (65%) son los principales impulsores por los que las corporaciones emprenden programas de RSC.

“Un elemento muy importante que ha surgido en México es que las empresas necesitan atraer talentos, necesitan captar gente y para eso tienen que ser también atractivos”, comenta Pérez Aguilar.

Ahora ve
No te pierdas