Cambio climático, ¿y las empresas?

2 compañías mexicanas de 10 invitadas respondieron el cuestionario del Carbon Disclosure Projec la iniciativa influye en las inversiones hacia empresas conforme políticas contra el calentamie
Las empresas en todo el mundo han identificado los riesgos y
Enrique Duarte
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

De diez empresas mexicanas que fueron invitadas a contestar el cuestionario ‘Carbon Disclosure Project ‘(CDP), una iniciativa de negocios que combate el cambio climático, sólo dos de ellas contestaron: Cemex y Wal-Mart de México.

Las restantes, entre ellas Grupo Carso, Kimberly Clark, Grupo Televisa, Grupo Modelo, Alfa, América Móvil, Fomento Económico Mexicano, Teléfonos de México (Telmex), se negaron a contestar el proyecto fundado en Inglaterra en 2003 por el Gobierno británico y financiado por Carbon Trust.

“Algunas (empresas) dicen que entienden el problema pero que se reservarán su información o simplemente que no la tienen”, dijo el representante de Fábrica Ethica Brasil, una consultoría dedicada a la sustentabilidad, Giovanni Barontini.

El directivo explicó que la consultoría concedió cuatro semanas adicionales para que las firmas mexicanas pudieran responder el cuestionario, pero el resultado fue magro y no hubo una participación activa por parte de las compañías en México.

Carbon Disclosure Project es una base de datos de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) por parte de las grandes empresas en todo el mundo y se elabora por medio de un cuestionario, que es repartido y contestado por las mismas compañías.

El proyecto tiene presencia en América, Europa, Asia, África, Medio Oriente y Oceanía. Tan sólo en 2007 contaba con información del 14% de todas las emisiones humanas de gases gracias al cuestionario CDP5.

Participar en el CDP beneficiaría a los negocios mexicanos ya que “se comienza a relacionar con los mayores inversionistas del mundo, que tienen activos financieros, (y) que pueden ser dirigidos para comprar acciones de estas empresas”, dijo Barontini.

El también impulsor de este proyecto en México, mencionó que los mismos accionistas de las grandes empresas han comenzado a exigir a presidentes y directores de las compañías a participar en esta iniciativa, como un elemento más para la toma de decisiones del rumbo de sus inversiones.

Las empresas mexicanas, junto con otras 30 latinoamericanas, fueron elegidas en esta ocasión por su participación en el Índice Standard & Poor’s Latin America 40. En ediciones anteriores solamente participaban las que se encontraban en el Índice FT500.

Para próximas ocasiones el CDP tratará de crear un índice local para cada país en América Latina y lograr que más empresas se acerquen a este proyecto. Las empresas también se pueden integrar de forma espontánea al CDP.

En Brasil sí participan

En el 2007, de 60 empresas brasileñas invitadas solo 3 de ellas no respondieron; para la consulta de este año, que inició el 1 de febrero, las 75 que fueron requeridas todas contestaron.

Cabe recordar que Brasil desbancó a México en Inversión Extranjera Directa (IED) en 2007, al captar unos 34,585 millones de dólares, mientras que el país lo hizo en 23,230 millones según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

El CDP es dirigido a cerca de 3,000 empresas de capital abierto, cuyo objetivo es obtener el ‘disclosure’ de informaciones sobre sus políticas de cambios climáticos. Para el 2008 ya se habían adherido unos 385 inversionistas que administran más de 57 trillones de dólares de activos financieros.

Su finalidad es la ponderación del tema en las futuras decisiones de inversión.

Todos contra el calentamiento

Según el informe STERN de 2006, un estudio encargado por el Gobierno británico, menciona que si nada se hace contra el cambio climático, “las pérdidas anuales resultantes de los impactos equivaldrán al 5% del Producto Interno Bruto (PIB) mundial como mínimo.

“Al considerar costos y riesgos indirectos, el porcentaje podría ser de 20% del PIB mundial, es decir, entre 30 y 40 billones de dólares, según el Banco Mundial”, menciona el reporte.

En la reunión del 2007 del Foro Económico Mundial (WEF por sus siglas en inglés), se consideró que “los cambios climáticos son los elementos con mayor probabilidad de afectar económicamente al mundo, en el futuro”.

El gobierno de los Estados Unidos identificó a los cambios climáticos como una amenaza a la seguridad para el país y la causa de loa grandes conflictos bélicos en el futuro, según un informe del Pentágono del 2004.

Lo anterior por “el desarrollo de armas nucleares para proteger los recursos hídricos, alimentarios y energéticos y presión obligatoria de los ‘refugiados climáticos’ a las fronteras nacionales”, según el reporte.

Según Giovanni Barontini, las empresas que toman en cuenta las iniciativas contra el cambio climático tienen una ventaja competitiva para los productos y servicios que ofrecen ya que tendrán una preferencia de los consumidores y los inversionistas, y además tendrán acceso a mercados externos y a licitaciones públicas.

Cambios Climáticos

Impacto en los negocios e inversiones

Riesgos: Oportunidades:
1.- Reacción tardía o inexistente ante las nuevas exigencias regulatorias.

1.- Liderazgo nacional e internacional.
2.- Aumento de los costos resultantes de    la adopción de medidas de adaptación.

2.- Responsabilidad social y “licencia para operar”.
3.- Inexperiencia para lidiar con el horizonte de nuevos negócios. 

3.- Ecoeficiencia.
4.- Percepción negativa de  inversionistas y consumidores.

4.- Nuevos negocios: Mecanismo de Desarrollo Limpio, nuevas tecnologías, energías renovables, “Economía del Restauro”, etc.
5.- Impuestos y tasas por la emisión de Gases de Efecto Invernadero (GEI)  5.- Percepción positiva de inversionistas y consumidores.
6.- Barreras no arancelarias y obstáculos a los procesos de internacionalización.

6.- Incentivos económicos y fiscales.
  7.- Nichos de mercado.

Fuente: Fábrica Ethica Brasil

Ahora ve
No te pierdas