GM prevé pronta venta de la Hummer

La firma espera vender su marca a fin de año para tener recursos que le permitan superar la cri GM planea liberar 15,000 mdd de liquidez mediante recortes de costos, ventas de activos y prést
NUEVA DELHI (CNN) -

General Motors (GM) espera vender su marca Hummer a fines de este año o principios del 2009, en su búsqueda de capitales para superar la profunda crisis de la industria, en medio de pérdidas récord, dijo este miércoles el presidente de operaciones de la automotriz estadounidense.

GM, que ha perdido unos 51,000 millones de dólares en los últimos tres años, planea liberar 15,000 millones de liquidez mediante recortes de costos, ventas de activos y nuevos préstamos, según un plan de julio que apunta a asegurar a los inversionistas que puede salir de la crisis.

"Tratamos de tratar esto (la venta de Hummer) como una cuestión urgente", explicó. "El final de este año es un plazo justo. Posiblemente suceda (...), pero nos puede llevar a comienzos del año próximo, lo que también está bien", sostuvo Fritz Henderson a periodistas.

"Estamos trabajando rápidamente. Sería prematuro mencionar algo", afirmó Henderson y añadió que "varios" oferentes se habían acercado a GM, pero declinó nombrarlos.

En el lanzamiento de un nuevo modelo en la capital de India, pronosticó que la industria estadounidense enfrentará desafíos durante un tiempo y auguró una caída en ventas a 14 millones de vehículos en el 2008, desde los 16 millones en el 2007.

GM no sólo planea vender marcas sino también otros negocios, pero Hummer sería de los primeros, recalcó.

El auto Hummer, que consume mucha gasolina, ha afectado la reputación de GM en momentos en que los consumidores demandan vehículos que ahorren combustible, ante los altos precios del petróleo.

Las ventas del Hummer en Estados Unidos cayeron un 40% en el primer semestre.

GM está renovando su línea de producción en Norteamérica para reflejar la situación de la industria local ante el impacto del petróleo. La firma planea cerrar cuatro fábricas de camionetas y agregar turnos en otras plantas que producen autos más populares.

Henderson estima menores ventas en Estados Unidos en el 2008, debido a que los precios del petróleo y la crisis crediticia han frenado a sus clientes.

"Seguirá desafiante durante algún tiempo", vaticinó. "¿Hemos tocado fondo? No lo sé", admitió.

Ahora ve
No te pierdas