Slim aboga por mini bancos y Pymes

El empresario propuso dar fondos a bancos regionales que prestan a las Pequeñas y Medianas Empr sobre la crisis actual, afirmó que todo el mundo necesita a Estados Unidos más fuerte y saludab
Slim aseveró que la inversión privada es necesaria en cualqu  (Foto: )
SAN ANTONIO, TEXAS, EU (AP) -

Los líderes políticos no sólo deben atender a las grandes instituciones financieras en la presente crisis económica, sino que también deben aportar capital a los pequeños bancos regionales que prestan a la mediana y pequeña empresa, dijo este martes el magnate mexicano Carlos Slim.

En una entrevista realizada en el Museo Alameda, especializado en arte hispano y que actualmente exhibe parte de la vasta colección artística del acaudalado empresario, Slim indicó que aprueba muchas de las iniciativas para enmendar la crisis económica, pero destacó la importancia de que vuelva el crédito.

Una mezcla de fondos públicos y privados debería quedar disponible a través de los bancos regionales, que suelen tener relaciones con empresas de mediano y pequeño tamaño, indicó Slim, considerado el segundo hombre más rico del mundo.

"Estos bancos regionales no pueden salirse del mercado porque están en contacto con esas empresas", indicó. "Es importante que el gobierno no se centre solamente en las grandes compañías".

En general, los políticos estadounidenses y de otras partes del mundo adoptaron las decisiones adecuadas para estabilizar los mercados financieros y restaurar la disponibilidad del crédito, dijo el multimillonario empresario.

Empero, llevará algún tiempo salir de la situación actual, resultado de los excesos cometidos tanto por los deudores como por los acreedores. "Fue demasiado de todo" lo que causó la situación, dijo Slim.

A pesar de ello, la crisis actual brinda ciertas oportunidades para corregir estos problemas y otros, agregó.

Las normas reguladoras apropiadas deberían garantizar la transparencia y que los créditos estén respaldados por activos reales, dijo Slim.

Además, las empresas como las de automóviles deberían reestructurar la totalidad de sus operaciones para garantizar su viabilidad a largo plazo, sostuvo, y no con una simple inyección de capital para cubrir las obligaciones del momento.

"No es solamente un problema de dinero. Es un problema de estructura", dijo Slim, e hizo notar que los contratos sindicales con los obreros que sean demasiado onerosos podrían ser renegociados proporcionando acciones de las compañías, por ejemplo.

A medida que se han extendido los efectos de la crisis económica, los mexicanos han sufrido una baja en la cotización del peso. Sin embargo, Slim advirtió que ello no debería preocupar porque México cuenta con una buena política fiscal, sólidas reservas y una economía generalmente saneada, al contrario que en crisis pasadas.

"México se encuentra en muy buen estado, aunque es un estado muy bueno en momentos muy malos", insistió. "Nos encontramos ante una situación que afectará a todos sin excepción en el mundo".

Agregó que sin una inflación significativa, México debería poder capear la crisis. Pero es importante tanto para su país como para otros que Estados Unidos salga de esta crisis, señaló.

"Todo el mundo necesita unos Estados Unidos más fuertes y saludables. No solamente para Estados Unidos sino para la salud del mundo", dijo el industrial de 68 años.

Slim, con una fortuna calculada en 59,000 millones de dólares, tiene un vasto imperio financiero que incluye Teléfonos de México SA, propietario de más del 90% de los servicios telefónicos de línea fija en el país, y América Móvil SAB, la mayor empresa de telefonía móvil de América Latina.

Ahora ve
No te pierdas