Europa alista gigantes automotrices

El CEO de Fiat pretende presentar una oferta por la firma Opel, de GM, al gobierno alemán; los propietarios de Porsche consideran la venta de la automotriz a Volkswagen, según la prensa.
BERLÍN/MILÁN (CNN) -

El presidente ejecutivo de la italiana Fiat planteó el lunes una renovación radical de la industria automotriz europea, dado que pretende presentar una oferta por Opel al Gobierno alemán como parte de un plan para adquirir todos los activos europeos de General Motors.
Mientras se intensificaba el debate sobre la propiedad de otra automotriz germana, Porsche, Sergio Marchionne buscaba apoyo gubernamental al ambicioso plan de absorber los negocios europeos de GM, a menos de una semana de que aseguró una asociación con la atribulada automotriz estadounidense Chrysler LLC.
Fiat dijo el domingo en un comunicado que busca fusionar su grupo automotriz con el brazo europeo de GM, luego desprender a la entidad combinada y colocarla en bolsa, la que, según estimó, podría tener ventas anuales de alrededor de 80,000 millones de euros (106,300 millones de dólares).
El directorio de Fiat se reunió el domingo para revisar el acuerdo con Chrysler y para darle el apoyo a Marchionne para que vaya tras Opel.
El ejecutivo expresó el lunes al diario Financial Times que quería un acuerdo con Opel a fines de mes.
Las acciones de Fiat avanzaban un 7%, pero un analista cuestionó si los gobiernos de Italia y Alemania tendrán el estómago preparado para digerir la enorme cantidad de empleos que se perderían con una fusión.
Plan de supervivencia
Una combinación de Chrysler y Opel -que genera un 80% de las ventas anuales de GM Europa de 34,400 millones de dólares- encajaría con la estrategia de Marchionne para guiar a Fiat a través de la crisis que ha estancado a la industria automotriz.
Previamente, el ejecutivo había dicho que una automotriz necesita fabricar más de 5 millones de vehículos al año para tener ganancias y en diciembre indicó que Fiat no tenía la escala necesaria para sobrevivir por sí sola.
Otro informe dio cuenta de la profundidad de la crisis del sector. La asociación española de fabricantes de autos y camiones (Anfac) reportó el lunes que las ventas en el país se derrumbaron un 45,6 por ciento en abril, luego de bajar un 38.7% en marzo.
El ministro de Economía alemán Karl-Theodor zu Guttenberg señaló que no espera tomar una decisión final sobre el futuro de Opel -con alrededor de 25,000 empleados en las plantas del país- durante la reunión que mantendrá el lunes con Marchionne.
La mayor oposición al acuerdo probablemente surja de los sindicatos de Alemania e Italia, que podrían temer que las sinergias de la fusión conduzcan a la eliminación de empleos y al cierre de fábricas.
En ese sentido, Michael Tyndall, analista de Nomura International, afirmó: "La lógica industrial hace que Opel tenga mucho más sentido que Chrysler. El gran obstáculo que vemos es el costo social", añadió.
"Estaría bien decir que compiten en los mismos mercados con plataformas similares y que podrían tener economías de escala. Pero la traducción burda de 'economía de escala' es 'menos empleos' y no estoy seguro de que los gobiernos de Italia y Alemania tengan el apetito para las pérdidas de empleos que supondría una fusión", agregó.
Fiat y Opel fusionarían sus segmentos de plataformas de autos pequeños B y medianos C, absorbiendo la plataforma ultra-pequeña A de Fiat y la mediana-mayor D de Opel, dijo el Financial Times.
Al igual que Fiat, el fabricante de autopartes austriaco-canadiense Magna -que el lunes declinó de hacer comentarios- también ha expresado interés en Opel. El jefe del consejo laboral de Opel comentó la semana pasada que otros inversionistas estaban interesados en la división.
La batalla por Porsche
También en Alemania, la revista Focus reportó el sábado que las familias Porsche y Piech, que controlan Porsche Automobil Holding SE, se aprestan a decidir la posible venta de Porsche AG y su red de concesionarias de Europa del Este a Volkswagen, en una medida para reducir las grandes deudas de la matriz de Porsche.
Pero Wolfgang Porsche, jefe del directorio de supervisión de Porsche, indicó el domingo a Frankfurt Allgemeine Sonntagszeitung (FAS) que Porsche no se venderá a la mayor automotriz europea.

Ahora ve
Wayne Van Niekerk, el hombre que podría ser el heredero de Usain Bolt
No te pierdas
×