Toyota pierde 6,900 mdd en trimestre

La automotriz elevó sus previsiones de pérdidas para el año y anunció una baja en su dividendo; en el cuarto trimestre fiscal, Toyota tuvo una caída de 6,900 mdd por la menor demanda de autos.
TOKIO (CNN) -

Toyota Motor, la mayor automotriz del mundo, pronosticó una pérdida anual peor que la esperada de 8,600 millones de dólares debido a la caída en sus ventas, lo que ha provocado que decenas de sus fábricas operen sin utilizar toda su capacidad.

Toyota reportó una pérdida de 6,900 millones de dólares en el cuarto trimestre (enero-marzo 2009) y recortó su dividendo anual por primera vez al menos desde 1994, cuando cambió su período de reporte.

La desaceleración global que ha golpeado la demanda de autos y llevó a su rival estadounidense Chrysler a la bancarrota afectó duramente a Toyota, que casi de la noche a la mañana pasó de una rápida expansión a una sobrecapacidad.

El gigante japonés reportó el año pasado su primera pérdida operativa consolidada luego de una ganancia récord durante el año anterior.

Para el año fiscal que culmina en marzo del 2010, el fabricante del automóvil híbrido Prius pronosticó una pérdida operativa de 850,000 millones de yenes.

Esto representa más del doble de la proyección promedio que ofreció un sondeo de 20 analistas consultados por Thomson Reuters, y mayor que la pérdida de 700,000 millones de yenes pronosticada el viernes temprano por el diario Nikkei.

Sobre un básico neto, Toyota prevé una pérdida anual de 550,000 millones de yenes.

Toyota dijo que espera que sus ventas globales caigan un 14%, a 6,500 millones de yenes en el 2009/10. La compañía pronosticó una inversión de capital de 830,000 millones de yenes, una reducción desde los 1.3 billones un año atrás.

Toyota reportó una pérdida operativa entre enero y marzo de 682,500 millones de yenes (6,930 millones de dólares), contra una ganancia de 396,700 millones de yenes registrada hace un año.

Su pérdida neta fue de 765,800 millones de yenes, contra una ganancia de 316,800 millones en el mismo periodo hace un año.

Mientras toda la industria automotriz ha quedado atrapada por la desaceleración y los fabricantes venden los autos acumulados en inventarios, Toyota ha sido especialmente vulnerable debido a su exposición a Estados Unidos y Japón, donde las ventas se han desplomado a sus mínimos en varias décadas.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los clientes, temerosos de perder sus trabajos, están dejando de lado las compras elevadas.

 

Ahora ve
La vida y la muerte de la princesa Diana sacudieron a la realeza británica
No te pierdas
×