5 fraudes de los que no has oído hablar

La mayoría de los presuntos defraudadores no llegan a las primeras planas como Bernard Madoff; pero en Estados Unidos existen casos de estafas millonarias que también son dignas de mencionarse.
fraude-estafa-JI.jpg  (Foto: Jupiter Images)

Es probable que Bernard Madoff haya encabezado los titulares como el mayor inversionista fraudulento de la historia, pero existen muchos otros casos que podrían compartir la primera plana.

No existe una cantidad exacta de por cuánto estafó Madoff a sus inversionistas, pero se estima que decenas de millones de dólares. La mayoría de los otros timos piramidales son realizados por mini-Madoffs, quienes miden sus robos por millones.

Un inversionista fraudulento se disfraza de administrador legítimo de dinero empleando efectivo fresco de inversionistas que no sospechen nada para hacer pagos a inversionistas más fuertes, lo cual crea la apariencia falsa de rendimientos legítimos. Algunos prometen rendimientos anuales de hasta 80%.

"Puedes ver todo un rango que va desde quienes empiezan en pequeño y van creciendo con el tiempo, hasta quienes cuentan una buena historia y se hacen de enormes inversiones", dijo David Nahmias, fiscal del distrito del norte de Georgia, especializado en perseguir fraudes de inversiones. "Muchos de estos fraudes comienzan con gente en la que confías; si ves a alguien invertir el dinero de su familia o el dinero de su iglesia, es alguien en quien casi siempre vas a confiar".

Aquí hay algunos de los presuntos casos de inversiones fraudulentas que están en proceso en las cortes federales de Estados Unidos.

Steinger y sus presuntos cómplices, 1,250 millones de dólares, Florida

A finales de 2008, el fiscal del distrito del sur de Florida acusó a cuatro demandados de uno de los fraudes de inversión más grandes de la historia reciente.                          

Joel Steinger, ex convicto de cuello blanco acusado de ser la cabecilla, junto con su hermano Steven Steiner y dos abogados, Michael McNerney y Anthony Livoti, están acusados de haber robado a 30,000 inversionistas en un elaborado fraude de seguros de vida de Mutual Benefits Corp., con base en Fort Lauderdale. Esta empresa cerró, y al haberse declarado inocentes, el caso está en proceso.

"El gobierno está llevando este caso demasiado lejos", como dijo Jose Quinon, abogado de McNerney. "Él es completamente inocente de todos los cargos de este caso".

El abogado de Livoti, Joel Hirshorn, dijo que no hubo inversión fraudulenta y que su cliente no cometió ningún crimen. El abogado de Steinger, Ed Shohat, se negó a hacer comentarios. El abogado de Steiner, Richard Lubin, no estuvo disponible.

Nicholas Cosmo, 370 millones de dólares, Nueva York

Otra inversión fraudulenta presuntamente fue llevada a cabo por Nicholas Cosmo, dueño de dos fondos, Agape World Inc. y Agape Merchant Advance, en Hauppauge, Nueva York. Cosmo prometió a sus 1,500 inversionistas rendimientos anuales de hasta 80%, según el fiscal del distrito del este de Nueva York, quien calificó a la oferta como "demasiado buena para ser verdad". A Cosmo se le acusó de haber robado (y no invertido) cientos de millones de dólares.

Robert Nardoza, vocero de la oficina de la fiscalía, dijo que Cosmo se declaró inocente y está detenido por no haber cumplido las condiciones de la fianza. Se dejaron mensajes en el teléfono del abogado de Cosmo pero éste no respondió.

Anthony Demasi, 4,700 millones de dólares, Illinois

Anthony Demasi de Tsunami Capital, supuestamente dijo a sus inversionistas que uno de sus portafolios registró ganancias de 172%, una cifra astronómica para cualquier estándar. En realidad este portafolio no registró ganancias y formó parte de una inversión fraudulenta de varios millones de dólares, según el fiscal del distrito del norte de Illinois. Las autoridades federales dicen que Demasi colocó gran parte de ese dinero en sus centros nocturnos en Chicago y que el resto lo perdió en apuestas.

El vocero de la fiscalía de Chicago, Randall Sanborn, dijo que Demasi se declaró inocente y salió libre bajo fianza pero está bajo arraigo domiciliario. El 9 de septiembre se espera la primera audiencia ante la corte. Se le enviaron mensajes al abogado de Demasi pero estos no fueron respondidos.

Anthony Vassallo, 40 millonde de dólres, California

A sus 29 años, Anthony Vassallo es inusualmente joven para estarse defendiendo de acusaciones de inversiones fraudulentas. En marzo, las autoridades federales lo acusaron de haber robado 40 millones de dólares de 150 inversionistas, muchos de los cuales conoció en la iglesia. Supuestamente gastó ese dinero en un Lexus de 103,000 dólares y en un donativo de 24,000 dólares a la Iglesia de los Santos de Jesucristo de los Últimos Días en Folsom.

Pero Vassallo se declaró inocente y salió libre bajo fianza, la cual, según las autoridades de la fiscalía de Sacramento, fue pagada por sus familiares. Debe regresar a la corte el 17 de julio para informar de su estado. La vocera de Blackmon & Associates, el despacho de abogados que representa a Vassallo, se negó a comentar.

James Ossie, 25 millones de dólares, Georgia

La fiscalía de Atlanta acusó en marzo a James Ossie, fundador de CRE Capital Inc., de haber realizado inversiones fraudulentas veloces pero cortas.

Ossie robó 25 millones de dólares en nueve meses, según las autoridades federales, quienes alegan que ofreció contratos de primera clase, de 100,000 dólares como monto inicial, y con un rendimiento de depósito garantizado con un 10% de interés a 30 días. Según la fiscalía, Ossie perdió ese dinero rápidamente, y sólo le quedaban 2 millones de dólares cuando terminó el fraude.

Ossie se declaró culpable el 21 de mayo y se espera su sentencia para el 30 de julio, según la fiscalía, quien dijo que se le había acusado de diez fraudes a telecomunicaciones. Según el despacho que lo representa, Steel Law, sólo se declaró culpable de uno de esos cargos.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

David Nahmias, el fiscal que acusó a Ossie, dijo que el peor enemigo de los fraudes de inversión es la recesión.

"La situación económica expuso a un gran número de estafadores porque los inversionistas están pidiendo su dinero de regreso, lo que provoca que los fraudes de inversión se desmoronen, y creo que los inversionistas se vuelven más escépticos sobre los rendimientos asombrosos", dijo.

Ahora ve
La NFL mantiene sin cambios su política sobre el himno nacional
No te pierdas
×