EU se deslinda de decisión sobre Opel

La Casa Blanca dijo que no tuvo injerencia en la decisión de General Motors de conservar su filial; la automotriz puso fin a meses de negociaciones con Alemania para desprenderse de Opel.
WASHINGTON (CNN) -

La Casa Blanca rechazó este miércoles las preguntas sobre las razones que habían llevado a General Motors a decidir no vender Opel, diciendo que el fabricante de automóviles toma sus propias decisiones de negocio.

"Reitero que las decisiones de negocio de GM son tomadas por sus dirigentes y no por nadie de la Casa Blanca", dijo su portavoz Robert Gibbs, un día después de que el presidente estadounidense Barack Obama se entrevistara con la canciller alemana Angela Merkel.

General Motors Co. decidió no vender su subsidiaria europea, Opel, dando un fin abrupto a meses de negociaciones en las que el Gobierno de Alemania aceptó suministrar 4,500 millones de euros en ayuda financiera para la transacción con Magna en septiembre, lo cual propiciaría la consecución del acuerdo.

El director general de General Motors, Fritz Henderson, dijo que la decisión de la junta directiva de la compañía fue el resultado de una mejoría general en el ambiente de negocios en Europa y en la situación de la empresa desde que la división fue puesta a la venta.

Ahora ve
Elon Musk presume Roadster, el auto deportivo eléctrico de Tesla
No te pierdas
×