Carol Bartz el reto de ser una mujer CEO

La directora ejecutiva de Yahoo no ha tenido una tarea fácil dirigiendo a la firma tecnológica; las acciones de Yahoo se cotizan por menos de la mitad de la oferta que ofreció Microsoft en 2008.
carol bartz  (Foto: Fortune)
Michal Lev-Ram

Cuando la directora ejecutiva de Yahoo, Carol Bartz, abre la boca, es muy posible que suelte alguna frase digna de citarse, aunque no literalmente. En mayo pasado, por ejemplo, la CEO le dijo al editor de TechCrunch, Michael Arrington, que se fuera a la "ch..." durante una entrevista videograbada. Pero este martes por la noche, una más contenida Bartz tomó la palabra en la cena Most Powerful Women organizada por Fortune, en Palo Alto, para discutir la situación de Yahoo, la identidad de la compañía y cómo ha cambiado su relación con la prensa. Todo sin soltar palabrotas.

Aunque dijo haber modificado su estilo en las entrevistas, no se mostró arrepentida por su reinado de casi dos años en Yahoo, que reporta ingresos estancados al igual que sus títulos en el mercado. Las acciones de la compañía se cotizan hoy por  menos de la mitad de la oferta que rechazó de Microsoft en 2008, de 33 dólares por acción.

"Estamos en la mitad de una gran recesión, muchas empresas tienen problemas con los ingresos" dijo Bartz en defensa del desempeño de Yahoo.

Cuando se le preguntó cuál fue la mejor decisión como CEO de la compañía, Bartz mencionó el acuerdo de 2009 con Microsoft, en el cual el gigante del software asumió la responsabilidad del motor de búsquedas de ambas empresas y Yahoo asumió la responsabilidad de vender la publicidad en el servicio de búsquedas Bing de Microsoft.

Sin embargo, reconoció lo duro que ha sido trabajar en ese convenio y en otras operaciones comerciales mientras se recuperaba de una dolorosa cirugía de rodilla.

Cuando se le pidió que calificara su propio desempeño (hace un año se autocalificó con un "B minus"), Bartz bromeó diciendo que ahora se examinaba sobre la base de aprobado/reprobado. "Aprobé" expresó sonriendo.

A dos años de asumir el cargo, Bartz indicó que el constante interés, inspección y juicio sobre Yahoo ha sido horrible. Una vez que bajó del estrado, añadió que cree que ese escrutinio tan desproporcionado se debe en parte a que es una CEO mujer.

Este ha sido un año complicado para las ejecutivas de alto perfil en Silicon Valley. En noviembre, tanto Carly Fiorina (ex CEO de Hewlett-Packard) como Meg Whitman (ex CEO de eBay) perdieron sus respectivas contiendas políticas en California.

De los directores ejecutivos de las principales 100 compañías tecnológicas, sólo 6% son mujeres, así que Bartz, como Fiorina y Whitman, es una rareza.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Luego de la entrevista, varias mujeres agradecieron la autenticidad de Bartz. ¿Pero quién es la auténtica Bartz? ¿La ejecutiva franca propensa a los improperios? ¿o la más moderada, comedida Bartz que apareció en la cena del martes?

La respuesta posiblemente se encuentre entre los dos extremos. Según Bratz, pueden pasar días sin que diga una palabrota. Imagino que el martes fue uno de esos días.

Ahora ve
Trump causa nueva polémica por supuestas condolencias a la viuda de un soldado
No te pierdas
×