Oracle vs. HP: guerra de declaraciones

Las tecnológicas no olvidan sus desencuentros, y siempre que hallan la oportunidad se atacan; entre otras cosas, han peleado por presidentes ejecutivos y se han acusado de competencia desleal.
oracle  (Foto: AP)
Michal Lev-Ram

Oracle y Hewlett-Packard (HP) no dejan pasar la más mínima oportunidad para atacarse. La última ronda de dimes y diretes viene bajo la forma de comunicados de prensa y golpes indirectos.

La semana pasada, Oracle emitió un anuncio en el que indicaba que interrumpiría todo desarrollo de software compatible con el microprocesador Itanium de Intel, y aprovechó la oportunidad para señalar que el presidente ejecutivo de HP, Leo Apotheker, no mencionó sus planes para dicho microprocesador en la última presentación de los proyectos de la compañía.

HP respondió con otro comunicado de prensa, diciendo que continuaba comprometida con las plataformas de servidores basados en Itanium, y que el anuncio de Oracle era una "descarada táctica para limitar la competencia leal". Oracle, a su vez, replicó con otra declaración alegando que HP está "deliberadamente ocultando" información a sus clientes de servidores basados en Itanium.

La confrontación siguió este jueves, durante la conferencia que sostuvo Oracle con analistas sobre sus ingresos trimestrales (por cierto, Oracle reportó sólidos resultados, las ganancias aumentaron 78% y las ventas otro 37%). En ausencia del presidente ejecutivo, Larry Ellison, la presidenta Safra Catz fue quien, además de presentar las cifras, asestó el acostumbrado golpe a HP. Catz dijo que la compra que hizo Oracle de Sun Microsystems le generaría un beneficio de 1,500 millones de dólares (mdd) en el primer año fiscal; apuntando implícitamente que HP pagó demasiado por 3PAR, la empresa de almacenamiento de datos que adquirió la compañía en 2010. "Si hubiéramos pagado por Sun lo que HP pagó por 3PAR, nos hubiera costado casi 140,000 mdd. Pero no se preocupen, no habríamos hecho eso", dijo Catz a los analistas.

La pelea entre HP y Oracle divierte a todos los que cubren y siguen las noticias tecnológicas. ¿Pero qué hay detrás de este último combate verbal?

Todo comenzó el año pasado, cuando Oracle compró Sun Microsystems por 7,400 mdd. La adquisición le dio una importante posición en el negocio del hardware. También la posicionó para competir mejor con rivales como HP.

La enemistad creció cuando HP despidió, el verano pasado, a su presidente ejecutivo, Mark Hurd, y Ellison inmediatamente lo designó co-presidente de Oracle. Ellison dijo públicamente que la decisión de HP era "la peor decisión ejecutiva tomada desde que los idiotas de la directiva de Apple despidieron a Steve Jobs años atrás".

Pero allí no termina todo. Poco después HP nombró a Leo Apotheker -quien antes dirigía SAP- como su nuevo presidente ejecutivo. En ese entonces, Oracle y SAP atravesaban una tensa disputa legal sobre propiedad intelectual, y Ellison pidió que Apotheker compareciera ante la Corte como testigo (Apotheker nunca compareció ante los tribunales, pero Oracle terminó ganando un acuerdo con SAP por 1,300 mdd).

Hoy, los gigantes tecnológicos vuelven a medir sus fuerzas en el campo de los servidores y los procesadores. El reciente anuncio de Oracle de parar el desarrollo de software asociado a procesadores Itanium podría perjudicar a HP y a su línea de servidores basados en dicho procesador. Oracle arguye que su decisión es razonable, pues Itanium se acerca al final de su vida, y compañías como Microsoft y Red Hat ya han suspendido el desarrollo de software para ese microprocesador. Pero HP dice que Oracle sólo intenta deshacerse de la competencia con la esperanza de impulsar su propia línea de servidores y procesadores, heredada de Sun Microsystems.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Oracle continúa mostrando un patrón de conducta en perjuicio de sus clientes mientras intenta apuntalar su fracasado negocio de servidores Sun", dijo en un comunicado de prensa Dave Donatelli, un vicepresidente ejecutivo de HP. "Nos sorprende que Oracle ponga en riesgo a empresas y gobiernos, costándoles cientos de millones de dólares en productividad perdida, por una táctica descarada de limitar la competencia leal".

Se espera que la guerra continúe.

Ahora ve
Las horas pasan, pero la esperanza en la Ciudad de México sigue intacta
No te pierdas
×