BofA pierde valor pero no seguidores

Bruce Berkowitz defiende al banco de las normas de EU, a pesar de los problemas financieros de éste; la empresa tiene menores ingresos y sus acciones han perdido cotización en el mercado.
bank of america  (Foto: AP)
Colin Barr
NUEVA YORK -

Se acerca la fiesta nacional estadounidense del 4 de julio, el momento perfecto para honrar a ciudadanos heroicos como George Washington, Abraham Lincoln y Ken Lewis.

¿Qué quién es ese Lewis? Fue CEO de Bank of America, ni más ni menos.

Quizá no asocies inmediatamente a Ken Lewis con la prosperidad de la Unión Americana, pero el inversor Bruce Berkowitz, gestor de uno de los fondos que más invierte en el banco (el doceavo mayor accionista para ser exactos), opina lo contrario.

BofA tiene muchos problemas, desde las nuevas regulaciones financieras que han mermado sus lucrativos ingresos por comisiones, hasta un expediente legal derivado de su pésima gestión de ejecuciones hipotecarias. Pero si atendemos la explicación de Berkowitz, la verdadera razón de la dramática caída en el valor de las acciones del banco radica en el anti-americanismo.

"Se les está castigando por ser patriotas, por haber comprado a la entidad hipotecaria Countrywide", expresó Berkowitz en el canal de televisión Bloomberg el pasado jueves. "Pero un día eso servirá para el buen propósito de otorgar préstamos".

Ese es, en efecto, un propósito noble del que estaremos orgullosos, aunque quizás no con el grado de intensidad que siente Berkowitz, quien se indigestó de la cantidad de acciones que adquirió de AIG y ahora está en números rojos debido a la compra de títulos de BofA. Pero esa situación no lo desanima en absoluto.

A diferencia de muchos, Berkowitz es un admirador de Brian Moynihan, quien sucedió a Lewis como CEO de BofA y ha afrontado las nuevas tareas regulatorias con inusual ineptitud. Moynihan "está haciendo un buen trabajo", discrepa Berkowitz, agregando que admira la decisión del CEO de intentar resolver los problemas que Lewis heredó a BofA cuando el banco compró Countrywide, hace tres años. El progreso es muy lento, si consideramos el pobre récord que la institución financiera tiene en los programas gubernamentales de modificación de hipotecas, pero a Berkowitz le sobra paciencia.

"Tienen 30,000 personas adicionales trabajando en la cuestión de las hipotecas residenciales para resolverla tan rápido como sea posible. Están tomando las decisiones correctas", apunta el gestor de fondos.

Una forma curiosa de reconocer las capacidades del banco que, por lo demás, no ha hecho sino caer en su cotización desde que Berkowitz comenzó a comprar acciones, como muestra la reveladora gráfica:

 

grafica-bank-of-america.jpg
Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

 

 

Ahora ve
Así fue el primer eclipse total de Sol en 99 años en Estados Unidos
No te pierdas
×