Azcárraga busca socio para Grupo Posadas

La firma busca duplicar su tamaño en 5 años y para ello requiere inversionistas que aporten capital; Rubén Camiro, vicepresidente de la empresa, ve como una de las alternativas una oferta accionaria.
Hoteles  (Foto: Photos to Go)
Jesús Ugarte
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Grupo Posadas, que preside Gastón Azcárraga, busca un socio que le inyecte recursos frescos para aprovechar las oportunidades de expansión que presenta la industria hotelera en México y Sudamérica, confirmó Rubén Camiro, vicepresidente de la firma.

Es necesario fortalecer el balance de la empresa y se analizan varias alternativas, como realizar una oferta primaria de acciones y, con ello, la entrada de algún inversionista institucional que acelere el crecimiento de la firma, dijo.

"Desde hace unos meses contratamos al banco Rothschild para analizar nuestras oportunidades de crecimiento y ver cómo tomar mejor ventaja del ambiente que hay, ahorita es un mercado en el que se puede uno expandir y tenemos una gran visión sobre lo que es el turismo en México", señaló en entrevista con CNNExpansión.

"Pensamos que también el turismo en América Latina debe beneficiarse grandemente, estamos presentes en Brasil de manera muy importante, nos quedan muy claras las oportunidades", dijo el ejecutivo.

Este lunes, Excélsior y el columnista Alberto Aguilar (en El Universal) publicaron que Posadas estaba en venta y que Rothschild era el encargado de concretar la transacción. Por su parte, Posadas anunció a través de la Bolsa Mexicana de Valores el compromiso con sus principales accionistas para capitalizarse en el tercer trimestre por un monto mayor a los 50 millones de dólares (mdd), como alternativa a otras posibles opciones tendientes a fortalecer su estructura de capital.

"Desde hace varios meses escogimos al banco Rothschild para ayudarnos a analizar algunas alternativas, una de ellas es el incremento de capital, no es un secreto que los últimos años han sido complicados y bueno, para crecer se requiere fortalecer el  balance de la empresa y junto con eso, analizamos una serie de alternativas que incluyen hacer una oferta pública de acciones que comprendería el tener algún inversionista institucional que nos ayude a darle mayor velocidad a lo que nosotros vemos como posibilidad de expansión", explicó Camiro.

En el 2010 Grupo Posadas registró resultados débiles al mostrar decrementos de 8% en ingresos, 27% en la utilidad de operación y 18% en el flujo operativo (EBITDA por sus siglas en inglés) y 85% en la utilidad neta. En el primer trimestre de 2011, si bien sus ventas aumentaron 10%, su EBITDA y utilidad neta disminuyeron 10% y 27%, respectivamente.

"Yo creo que no es nuestra elección (la venta de la empresa), si alguien viene y nos quiere comprar, siempre lo consideraremos, creo que nadie debe de ser ajeno a pensar ese tipo de cosas, uno nunca debe de decir que no va hacer las cosas, pero nuestro interés es crecer y tomar ventaja de las situaciones que hay en la industria, creemos firmemente en la industria", indicó el vicepresidente de Posadas.

Los 50 mdd con los que se capitalizará la empresa en el tercer trimestre de este año se utilizarán para financiar sus planes de expansión, aunque Camiro reconoció que el balance de la empresa "está un poco apretado".

"Por tanto, traer dinero nos permite pensar en otras alternativas estratégicas", añadió.

Al finalizar el primer trimestre de 2011 el grupo tenía una deuda neta (pasivo con costo menos caja) de 441 mdd. Y su razón de deuda neta a EBITDA era de 5.28 veces, 1.4 veces más elevada que el nivel que mostró al primer trimestre de 2010.

La mezcla de su deuda neta era 9% de corto plazo, 80% en dólares americanos y 67% a tasa fija. La vida promedio del pasivo al cierre del trimestre era de 2.8 años y el 17% estaba garantizado con activos inmobiliarios.

Duplicarse en cino años

Para este año, la firma se ha propuesto abrir entre 10 y 12 hoteles, de los cuáles dos se ubicarán en Sudamérica. "Estamos con un gran crecimiento en los siguientes dos a dos años y medio, con 40 hoteles. Esto sería un ritmo de expansión más agresivo respecto a lo que hemos traído tradicionalmente y consideramos que en los siguientes cinco años podría ser una cadena de poco más del doble de lo que es actualmente", dice el vicepresidente del grupo.

La compañía, que en México maneja las marcas Fiesta Americana y Fiesta Inn, planea la apertura de 40 hoteles con 5,328 cuartos en los siguientes tres años a través de una inversión de 290 millones de dólares (mdd). De este monto, sólo planea desembolsar 1%, ya que la mayoría de los proyectos funcionará bajo contratos de operación.

"La actividad en Sudamérica ha ido en crecimiento importante, los mercados en los que estamos presentes en Sudamérica están mostrando muy buenas alternativas, estamos viendo hacia otros mercados en la región", agregó el ejecutivo de la empresa con operaciones actualmente en Brasil, Argentina y Chile. En estos países maneja hoteles de las marcas Caesar Park y Caesar Business.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Creo que es el momento de reaccionar, de seguir apostando por México y capitalizarse y ver para delante", agregó Camiro.

A la fecha, el grupo maneja 112 hoteles: alrededor de 100 en México y el resto en Sudamérica y Estados Unidos. Del total de las habitaciones de los hoteles, 50% es administrado, 35% propio y 15% arrendado.

Ahora ve
Los costos económicos que enfrenta México después de dos terremotos
No te pierdas
×