GMéxico, en la mira del fisco en Perú

El Gobierno de Ollanta Humala gravará a mineras sobre la utilidad operativa con tasa de hasta 9%; analistas confían que el efecto de los nuevos impuestos sobre la empresa no será significativo.
GRUPO MEXICO MINERA TRABAJADOR  (Foto: Cortesía Grupo México)
Jesús Ugarte
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La llegada de Ollanta Humala a la presidencia de Perú trajo nuevos impuestos para el sector minero y desde luego, para Grupo México (GMéxico) cuyas operaciones en ese país representan alrededor del 50% de sus ingresos consolidados.

"Nuestras conversaciones con la Sociedad de Minería (del Perú) sugieren que habrá dos sistemas de impuestos (dependiendo si la compañía tiene un acuerdo de estabilidad tributaria con el gobierno) y la carga tributaria del nuevo impuesto será similar a los impuestos a la minería de Chile, con un rango de 3.5% a 9% sobre las utilidades operativas", coinciden Sergio Matsumoto y Manuel Salazar, analistas de Santander.

En general, la administración de Humala ha venido acelerando este proceso con el fin de disminuir las incertidumbres políticas en ese país, facilitando además las inversiones clave de las compañías mineras para mantener un crecimiento económico fuerte.

Cabe recordar que tras ganar Humala las elecciones del pasado 5 de junio, el precio de las acciones de GMéxico acumuló una pérdida de 10% en tan sólo dos días, por lo que el valor de mercado de la empresa en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) se redujo en alrededor de 2,590 millones de dólares (mdd).

Entre los inversionistas había el temor de que el político de izquierda cumpliera sus promesas de campaña de modificar la constitución local para impulsar la intervención del Estado en la economía, y que los segmentos de la población con menos recursos se pudieran beneficiar del auge de las exportaciones mineras.

Para Rodrigo Heredia, especialista del sector minero de Banorte-Ixe Casa de Bolsa, a la fecha la filial de Grupo México en Perú Southern Copper Corporation (SCC), paga regalías del 3% sobre las ventas. Esto, considerando una facturación de 6,160 millones de dólares (mdd), equivale a impuestos de casi 185 mdd.

Ahora, si considera un gravamen de 6.5% sobre la utilidad de operación, esto implicaría 209 mdd, que representan 0.4% de las ventas y 0.7% del flujo operativo (EBITDA por sus siglas en inglés). Incluso si se asumiera un impuesto de 9%, el gravamen significaría apenas 1.7% y 3%, respectivamente, de estas partidas.

"Tomando en cuenta los esquemas que se han comentado hasta ahora, definitivamente no cambiaría de manera sustancial ni la utilidad de operación ni la utilidad neta de Grupo México", mencionó Heredia.

CNNExpansión buscó a directivos de la empresa, pero no estuvieron disponibles de inmediato.

Reduce Banamex estimados

Hace unos días, Acciones y Valores Banamex Casa de Bolsa redujo entre 15% y 25% sus estimados de utilidades para el 2012-2013 en Grupo México, debido a un aumento de capacidad menor del previsto ante el lento uso de las inversiones de capital (Capex por sus siglas en inglés).

"Grupo México opera activos de cobre Tier 1 de primera calidad, pero seguimos cautelosos en el corto plazo considerando 1) la incertidumbre sobre el nuevo régimen impositivo en Perú; 2) el bajo nivel de Capex gastado en el primer semestre de 2011, lo cual sugiere posibles retrasos en los objetivos de producción; y 3) primas de entre 10% y 20% frente a sus pares. Vemos más valor en los acciones de compañías productoras de oro o de mineral de hierro", dice Alexander Hacking, de Banamex.

Grupo México (la empresa número 17 de Las 500 de Expansión) es un conglomerado con sede en México y participa en tres negocios principales: Southern Copper (SCC) de la que detenta 80% del capital, Asarco 100% de su propiedad e Infraestructura y Transportes México (ITM) de la que detenta 75%.

Se estima que Grupo México es el séptimo productor de cobre a nivel mundial con las reservas más grandes. El 90% de su utilidad antes de impuestos proviene del cobre. La compañía cotiza en la Bolsa Mexicana de Valores y el 65% de su capital es controlado por la familia Larrea.

Ahora ve
Maduro denuncia “ataque terrorista de la derecha” a Tribunal Supremo de Justicia
No te pierdas
ç
×