Hi-P enfrenta protestas en China

Obreros de Shanghai se quejan del traslado de operaciones de una planta a las afueras de la ciudad; Hi-P Internacional fabrica componentes para Apple y HP.
trabajadores  (Foto: Thinkstock)
PEKÍN (Notimex) -

Cientos de obreros chinos continuaron este lunes en Shanghai con la protesta iniciada el miércoles por el empeoramiento de las condiciones laborales que ofrece la fábrica del grupo singapurense Hi-P Internacional, informó un medio local. El diario South China Morning Post indicó que entre 200 y 1,000 obreros de la fábrica en la zona industrial de Jinqiao, al este de Shanghai, seguían por séptimo día consecutivo sus protestas, después de que las negociaciones con los directivos fracasaran.

Los trabajadores decidieron ir a la huelga después de que Hi-P Internacional, que fabrica componentes para Apple y Hewlett Packard, decidiera reducir la plantilla laboral y trasladar la fábrica a las afueras de Shanghai, ya que el Gobierno cambió el uso de suelo donde se encuentra la empresa de industrial a "comercial".

"Tenemos turnos de trabajo largos, a veces de 20 horas. Aunque la empresa proporcione transporte en autobús, trabajar en la nueva fábrica significará una hora y media de viaje al día, por lo que no tendremos tiempo para descansar", se quejó una trabajadora, citada por el diario.

Los trabajadores denuncian despidos masivos, incumplimiento de contrato e indemnizaciones insuficientes, según un comunicado emitido por la organización China Labour Watch, que precisó que la semana pasada se registraron incidentes entre la Policía y los huelguistas.

Las huelgas han proliferado los últimos meses en los centros industriales chinos, situados en la costa este y sur del país, como consecuencia de los despidos y las duras condiciones laborales.

Con una economía que en los últimos trimestres ha ralentizado su crecimiento (9.7% de enero a marzo, 9.5% de abril a junio y 9.1% de julio a septiembre), Pekín ha advertido del aumento de la conflictividad social a causa de la pérdida de empleos.

El jefe de la seguridad en China, Zhou Yongkang, uno de los nueve miembros del poderoso Comité Permanente del Politburó, advirtió esta semana del "impacto negativo" de la desaceleración de la economía y abogó por mejorar el "control social".

Las exportaciones chinas a Europa y Estados Unidos, uno de los motores de la segunda economía mundial, se han visto ralentizadas a causa de la crisis económica en Occidente, lo que está teniendo un impacto directo en la producción y el empleo en el gigante asiático.

Ahora ve
Los bomberos rescatan a un perro atrapado en un arroyo congelado
No te pierdas
×