¿Listos para nuevas normas contables?

Según la CNBV, 82% de las empresas emisoras tiene un avance de 60% en el apego a las reglas; las firmas deberán reportar el primer trimestre de 2012 bajo las normas contables internacionales.
bmv  (Foto: CNN)
Jesús Ugarte
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

A poco más de dos meses de que reporten resultados financieros del primer trimestre de 2012, alrededor de 82% de los corporativos no financieros (excluyendo bancos) que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) tienen un avance de más de 60% en el grado de adopción de las Normas Internacionales de Información Financiera (IFRS por sus siglas en inglés), revelaron funcionarios de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

Luego de ser aplicadas en 2005 por la mayoría de las empresas públicas en la Unión Europea, en noviembre de 2008 las autoridades del mercado de valores en México dieron a conocer su intención de apegarse a las IFRS para que todas las compañías de la BMV emitan estados financieros según las reglas contables internacionales.

Esto adquirió el carácter de oficial a partir de su publicación en el Diario Oficial de la Federación, para los ejercicios iniciados a partir del 1 de enero de 2012.

Según Adriana Berrocal, socia de Levin Global en México, a la fecha hay más de 100 países que han cambiado a las IFRS y otros más que están en el proceso, incluyendo Canadá, Japón, India, Corea y China.

Carlos López Moctezuma, asesor de la presidencia de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, detalló que de las 131 emisoras que deben acogerse a la nueva contabilidad financiera en México, 16 las adoptaron de manera anticipada desde el año pasado, 4 concluyeron recientemente el proceso al 100%, 88 tienen un avance de más de 60%, un total de 16 con menos de 60% y las 7 restantes de plano no han presentado el estatus en que se encuentran.

Las compañías que adelantaron la implementación de las nuevas reglas contables fueron América Móvil (la empresa número 2 de 'Las 500' de Expansión), Benavides, Bolsa Mexicana de Valores, Internacional de Cerámico, Gruma, Hilasal, Empresas Ica, Maseca, Liverpool, Mexichem, Grupo Aeroportuario del Centro Norte (OMA), Telmex, Peñoles, Radio Centro, RCO y Telmex Internacional (Telint).

"Hay 7 corporativos de los que de plano no sabemos cómo van, nos imaginamos que no van bien dado que no han presentado su informe", comentó López Moctezuma. Con base en la Ley del Mercado de Valores, las fiemas que incumplan en tiempo y forma con la nueva norma serán sancionadas y, desde luego, no podrán publicar sus resultados financieros.

Este miércoles la CNBV emitirá un informe en el que detallará el nivel de apego de cada compañía a las IFRS.

¿En qué consiste el cambio?

La decisión de las autoridades mexicanas en adoptar las Normas Internacionales de Información Financiera tiene como objetivo el lograr la comparabilidad de las entidades públicas locales con las del resto del mundo, al utilizar bases de preparación consistentes.

"Además (sirve) para ubicar a las empresas mexicanas a la altura de aquellas públicas a nivel internacional, al emitir estados financieros con información más transparente y para facilitar el proceso de consolidación de grupos multinacionales con actividades internacionales, así como el simplificar los requisitos a inversionistas extranjeros en el mercado de capitales de México", explicó Adriana Berrocal.

Para analistas de KPMG, uno de los beneficios por la adopción de las IFRS es que las compañías con operaciones globales (como Cemex, América Móvil y Gruma) y con requerimientos de reporte internacional contarán con la ventaja de dinamizar su proceso de reporte al evitar conciliaciones entre marcos normativos contables.

Asimismo, podrán reducir costos y riesgos de error al desarrollar sistemas de reportes estandarizados a nivel global y hacer un uso más eficiente de los recursos al centralizar los esfuerzos de capacitación y desarrollo. Las compañías gozarán también de una mayor aceptación en los mercados financieros globales, de la disponibilidad de información financiera comparable con la de competidores globales, facilidad de evaluar transacciones globales como fusiones y adquisiciones al contar con información financiera sobre las mismas bases.

"El beneficio es que todos los resultados van a ser comparables a nivel internacional con otras emisoras y el facilitar la inversión de extranjeros en empresas mexicanas, dado que ya tienen contabilidades similares", dijo el asesor de la presidencia de la CNBV.

Algunos analistas de casas de bolsa mencionaron que, si bien a nivel de resultados operativos las nuevas normas no traerán cambios importantes en las compañías, sí los habrá a nivel de balance en lo inherente a la revaluación de activos, lo que finalmente incidirá en la utilidad neta y en indicadores de rentabilidad como la utilidad neta sobre capital contable (ROE).

Los requerimientos de comparabilidad del IFRS 1 (adopción de los IFRS por primera vez) implican la necesidad de presentar estados financieros comparativos por lo menos de 2011, y en consecuencia trabajar en los saldos iniciales de dicho año (o bien saldos finales al 31 de diciembre del 2010).

Ahora ve
Dos emprendedores mexicanos cuidan la salud visual de los más necesitados
No te pierdas
×