España pide a México que ayude a Repsol

El gobierno español busca que, como presidente del G20, México impida la expropiación de YPF; las autoridades españolas también solicitaron la actuación de Colombia.
ypf personas  (Foto: Reuters)
MADRID (Notimex) -

El Gobierno de España pidió apoyo a México, como presidente del G20, en la crisis con Argentina por la posible expropiación de YPF, filial de la española Repsol, dijo este jueves José Manuel García-Margallo, el ministro español de Asuntos Exteriores y Cooperación.

García-Margallo dijo que se ha pedido ayuda a terceros, como a Estados Unidos y a la canciller mexicana Patricia Espinosa, por presidir el Grupo de los 20 (G20).

Además se enviará una carta a Colombia, por ser el país sede de la VI Cumbre de las Américas que se realizará este fin de semana en el puerto caribeño de Cartagena.

El funcionario indicó que en el evento en Colombia planteará el tema, mientras que la Comisión Europea (CE) ha iniciado contactos con Argentina.

Aseguró en rueda de prensa que cualquier agresión que viole el principio de seguridad de Repsol en Argentina "será considerada por España como una agresión, que tomará la reacción que considere oportuna y pedirá apoyo a socios y aliados".

Precisó que no se han determinado qué tipo de consecuencias tendría una expropiación de YPF, y sostuvo que "la ruptura de la relación no sería sólo económica (con Argentina) y para España es el peor escenario que se puede imaginar".

El funcionario español convocó de manera urgente a rueda de prensa en el Palacio de Santa Cruz, sede de la cancillería, tras reunirse con Carlos Antonio Bettini, el embajador de Argentina en Madrid, a quien expresó su preocupación por esta crisis y llamó al diálogo para resolverla.

Reconoció que se desconoce si se concretará o no el envío al parlamento argentino de una ley de expropiación, anunciada por la prensa del país sudamericano, algo que tampoco le pudo informar el embajador Bettini.

Expuso que desde febrero pasado se ha dado una cadena de sucesos contra YPF (donde Repsol tiene una participación de 57.4%) que han devaluado 40 por ciento el valor de sus acciones.

El ministro explicó que primero se cuestiona la política de dividendos, después la política de inversiones, seguida de la fijación de precios para el suministro para el transporte de Aerolíneas Argentinas y finalmente la retirada de licencias de expropiación en algunas provincias.

García-Margallo consideró que España entiende que la política energética es importante para Argentina, pero ésta debe entender que para España es importante defender los intereses de sus empresas en el exterior, "y entendiendo todo eso se espera que con el diálogo se resuelva".

Recordó que cuando Argentina vivía su crisis financiera, el gobierno español de José María Aznar le prestó dinero al gobierno de esa nación sudamericana para tratar de salir de sus problemas.

"Espero que este comportamiento sea respondido por el gobierno de Argentina y seamos capaces de encontrar el diálogo y la negociación para una salida satisfactoria de todas las partes", manifestó.

Enfatizó que en esta crisis el lenguaje de España "no es bélico", sino de denuncia de la forma cómo se ha depreciado a la filial argentina de Repsol, y que "cualquier gobierno que se respete tiene que defender a sus empresas allá donde estén, y en eso consiste hacer política exterior".

Al ser preguntado sobre posibles consecuencias si se procede a la expropiación de YPF, respondió que "es hora de estudiar las medidas a adoptar si fallase la negociación, no de enumerarlas; es la hora del diálogo, la negociación, el sentido común y acuerdo entre dos países cuyas relaciones han sido importantes".

"La ruptura de una relación entre los dos países no sería sólo económica, sino en términos de una relación fraternal durante mucho tiempo. Para nosotros es el peor de los escenarios que podemos imaginar", añadió.

Ahora ve
La estatua de Diego Armando Maradona que provocó burlas en internet
No te pierdas
×