El ex CEO de Barclays señala injusticias

Bob Diamond dijo que el banco británico es señalado injustamente por haber manipulado la tasa Libor; justificó bajos niveles en los tipos de interés porque trataban de atraer inversiones de Qatar.
bob diamond  (Foto: CNN)
LONDRES (Agencias) -

El ex presidente ejecutivo de Barclays, Bob Diamond, dijo a los legisladores británicos que su banco había sido injustamente señalado en un escándalo de manipulación de tasas de interés que involucra a muchos de los grandes prestamistas mundiales.
Diamond compareció este miércoles ante una comisión parlamentaria y sostuvo que en octubre de 2008 otros bancos reportaban menores tasas de interés de endeudamiento que su banco.

Bob Diamond dijo que el banco reportó tasas menores o de lo contrario corría el riesgo de no poder atraer inversiones de Qatar y otras partes.

Los bancos se prestan entre sí, por lo que si una institución bancaria revela que paga una mayor tasa de interés al endeudarse indicaría que se encuentra en tales problemas financieros que necesita ofrecer más rendimiento a sus acreedores a cambio del mayor riesgo que corren al prestarle dinero.

Diamond declaró que había temor de que el Gobierno se alarmara por las tasas que Barclays pagaba por préstamos interbancarios y que llegara a la conclusión de que el banco se encontraba en problemas. Insistió que su institución reportó las tasas correctas en octubre.

Barclays logró recaudar capital adicional y pudo salir airoso de la crisis crediticia sin necesidad de recibir un rescate del Gobierno.

Diamond, de 60 años, renunció el martes pasado después de que Barclays acordó pagar 453 millones de dólares en multas por conspirar con otros bancos para fijar tasas de interés claves para el funcionamiento del sistema financiero global.

Los políticos británicos han elevado el caso como un símbolo de una cultura de la codicia que ha envenenado a la industria financiera. Los periódicos se han volcado a escudriñar correos electrónicos revelados en medio del caso que muestran como algunos operadores se felicitaban por lograr maquillar cifras.

Con un semblante amable y humilde ante una comisión parlamentaria, el hombre que hasta el martes pasado fue uno de los ejecutivos más reconocidos y mejor pagados en el mundo, reconoció que hubo comportamientos "censurables" entre un grupo de los operadores del banco que dirigía.

El mal proceder "no es representativo de la firma que tanto quiero", dijo el banquero estadounidense. Pero también insistió en que Barclays estaba siendo un chivo expiatorio porque había cooperado con las autoridades para ayudar a sacar a la luz las malas prácticas.

"Esta semana, el foco ha estado en Barclays porque fueron los primeros", dijo Diamond, quien describió años de cooperación con las agencias regulatorias para descubrir el caso de manipulación.

"Creo que es una señal de la cultura de Barclays que estemos dispuestos a ser los primeros. Estuvimos dispuestos a ser rápidos y estuvimos dispuestos a salir a la luz con esto", señaló.

Barclays reconoció que sus operadores se coludieron con otros para manipular la London Interbank Offered Rate, o Libor, la tasa con que los grandes bancos se prestan unos a otros, y que respalda billones de dólares en contratos globales en el mundo.

Manipulación

Diamond renunció después de que el gobernador del Banco de Inglaterra, Mervyn King, y el presidente de la Autoridad de Servicios Financieros, Adair Turner, dijeron al presidente de Barclays, Marcus Agius, que el presidente ejecutivo no era la persona adecuada para mejorar la cultura del banco después del escándalo, según personas relacionadas con el caso.

El testimonio de Diamond en la investigación parlamentaria podría ser políticamente explosivo ya que Barclays difundió el martes un memorando interno del 2008.

En el documento se señalaba que un alto ejecutivo daba a entender que el Banco de Inglaterra y el Gobierno podrían aprobar tácitamente que Barclays diera estimaciones artificialmente bajas de sus costos para pedir dinero prestado, en el punto más álgido de la crisis bancaria, para evitar dar la impresión de que las entidades financieras británicas estaban en problemas.

Barclays, el tercer mayor banco de Reino Unido fue multado con 453 millones de dólares por su responsabilidad en la manipulación de la tasa Libor desde el 2005 al 2009 y admitió que dio estimaciones maquilladas hacia la baja desde el 2007 a mayo del 2009.

En ese momento, Diamond era la cabeza de la banca de inversión de Barclays.

El ex ministro de Finanzas de la época Alistair Darling dijo que no podía imaginar que el Banco Central hubiera pedido a Barclays tales acciones, en orden de manipular la tasa, y dijo que su administración nunca "sugeriría un mal proceder como ese".

Agius y el jefe de operaciones financieras Jerry del Missier renunciaron esta semana, aunque el presidente del directorio permanecerá en el cargo para liderar la búsqueda de un nuevo presidente ejecutivo.

Las acciones de Barclays terminaron con una baja de 0.63%, a 166.00 euros, según datos de la Bolsa de Londres.

"Ellos fueron los primeros en recibir la multa, así que hay premura por culpar a Barclays, pero todos los bancos están siendo investigados y podrían ser culpables", dijo un inversor que pidió no ser identificado.

La Oficina de Fraudes Graves de Gran Bretaña dijo el lunes pasado que decidirá antes de un mes si busca cargos penales en el caso.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El gobierno, que se ha visto presionado para iniciar una investigación judicial de todo el sector, también anunció que una comisión parlamentaria investigará lo ocurrido e informará al respecto hacia finales de año.

Con información de Reuters y AP

Ahora ve
Diego Luna asegura que los políticos no están representando a los mexicanos
No te pierdas
×