La crisis europea golpea a Volvo

La automotriz anotó una pérdida neta de 254 millones de coronas suecas en el primer semestre; sus ventas cayeron 4%, golpeadas por la debilidad de la eurozona.
volvo  (Foto: CNN)
ESTOCOLMO (CNN) -

El fabricante de autos Volvo, propiedad de Zhejiang Geely y la mayor automotriz de China en el extranjero, reportó una pérdida neta en el primer trimestre debido a que las ventas sufrieron una caída por la crisis de deuda de la zona euro, pero dijo que sus planes de crecimiento se mantienen. Volvo fue comprada por Geely a Ford Motor en el 2010 por 1,800 millones de dólares. La compañía apunta a aumentar las ventas al 2020 a 800,000 unidades desde poco más de 400,000, incluyendo un rápido crecimiento en China, donde también planea construir dos fábricas.

El presidente ejecutivo de Volvo, Stefan Jacoby -quien entró a la compañía en agosto del 2010 después de hacer la mayor parte de su carrera en Volkswagen- dijo que las ventas habían sido golpeadas por la debilidad en la zona euro.

"Los mercados no son lo que planeamos originalmente (...) la crisis europea del sur se está propagando hacia el norte", dijo Jacoby en una rueda de prensa, agregando que el mercado automotor estaba más impredecible que nunca.

Las ventas de Volvo para la primera mitad del 2012 cayeron 4% interanual, a 221,309 unidades. Las ganancias antes de intereses e impuestos bajaron a 239 millones de coronas suecas (35.63 millones de dólares) desde 1,530 millones de coronas suecas.

Sin embargo, la compañía anotó una pérdida neta de 254 millones de coronas suecas, que se compara con una ganancia de 1,210 millones de coronas suecas en la primera mitad del 2011.

Jacoby confirmó que Volvo va a reducir la producción en su planta del oeste de Suecia a 50 autos por hora desde 57 y que 285 empleados temporales no tendrán una renovación de contrato, parte de la flexibilidad de la firma para reducir costos durante la recesión.

La compañía dijo que había inyectado dinero para su programa de transformación, que incluye nuevas fábricas en China, para el lanzamiento de una nueva versión de su modelo V40 y que se había visto forzada a mejorar las ventas de autos con incentivos a los clientes, aunque no tanto como otros fabricantes.

Jacoby sostuvo que Volvo está sufriendo por la apreciación de la corona sueca, que reduce los ingresos por ventas en moneda extranjera.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La compañía prevé la culminación de sus planes en el 2015, cuando los planes industriales chinos estarán operacionales. Su objetivo es vender eventualmente 200,000 autos en China, un salto desde 47,000 en el 2011.

Jacoby confirmó informes de que Volvo está considerando la construcción de un auto compacto con otro fabricante y buscando opciones para una presencia en el bloque comercial del Tratado de Libre Comercio de América del Norte, incluyendo la posible cooperación con otros fabricantes, aunque dijo que aún no se han tomado decisiones.

Ahora ve
Sin el TLCAN, los estadounidenses tendrían que pagar más por estos productos
No te pierdas
×