Pemex tributará menos… hasta 2015

La paraestatal contaría con un régimen fiscal similar al de otras petroleras a nivel mundial; la propuesta Hacendaria busca que Pemex tenga más recursos para inversión en proyectos.
Pemex reforma fiscal  (Foto: Especial)
Edgar Sigler /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La iniciativa de reforma hacendaria que presentó este domingo el Gobierno federal al Congreso propone cambios graduales al régimen fiscal de Petróleos Mexicanos (Pemex), los cuales entrarían en vigor hasta 2015, es decir, que los impactos de los cambios no se verán el año entrante, aunque en el futuro permitirán a la paraestatal invertir más en sus proyectos.

"El nuevo régimen fiscal se introducirá de manera gradual, siendo aplicable a todos los nuevos desarrollos y existiendo la opción de migrar para los desarrollos existentes. Por lo tanto, esta medida no tendrá un efecto sobre los ingresos públicos durante 2014, año durante el cual se completará la migración", detalló el Ejecutivo en su propuesta.

De esta manera, la propuesta contemplaría que el nuevo régimen se aplique a los contratos de utilidad compartida en caso de aprobarse la reforma energética que presentó el Ejecutivo, el pasado 12 de agosto

La iniciativa hacendaria que presentó este domingo el presidente Enrique Peña Nieto prevé que la paraestatal tribute bajo un régimen fiscal similar al de sus pares internacionales, enfocándose más en el cobro del Impuesto Sobre la Renta (ISR), que es un gravamen directo sobre la ganancia obtenida, es decir lo que se paga por la diferencia entre el ingreso y las deducciones autorizadas obtenidas en el ejercicio fiscal.

"Por los ingresos derivados de estas actividades, Pemex pagará ISR, como cualquier otra empresa en México".

En el caso del pago de valor de la producción, la propuesta establece el cobro de un porcentaje moderado, de alrededor de 10% de su valor, que cumpliría las funciones de las regalías por la extracción de los hidrocarburos.

Se contemplaría una nueva estructura tributaria para que la paraestatal deje de pagar el actual Derecho Ordinario sobre los Hidrocarburos (DOH) con una tasa del 71.5%, y pase a una regalía mucho más baja.

En este sentido, el analista de Marcos y Asociados, Luis Miguel Labardini, explicó que el sistema por el cual tributa Pemex, de aprobarse la reforma, reducirá de casi 71.5% a 10% las regalías que paga sobre la extracción de hidrocarburos para enfocarse en gravar sus utilidades antes de impuestos a través del ISR, así como dejar a decisión del Estado prever cuánto de su utilidad neta atraerá para su presupuesto y cuánto le permitirá reinvertir. 

"Esto se parece a los regímenes de otras partes del mundo, porque en las regalías no puedes reconocer esos costos. Así con este nuevo régimen le permitirán a Pemex reflejar mejor la rentabilidad de sus proyectos".

En materia presupuestaria, la inciativa contempla otorgar mayor autonomía a la paraestatal, de manera que de aprobarse los cambios Pemex y sus organismos subsidiarios podrán ejercer su presupuesto de manera directa, sin transitar por procesos de autorización ante Hacienda

"El Director General de Pemex elaborará el anteproyecto de presupuesto consolidado para ser incluido en el Presupuesto de Egresos de la Federación, y para el cual deberá enviar a Hacienda un escenario indicativo de sus metas de balance financiero para los siguientes 5 años, metas de balance primario y financiero para el año que se presupuesta, techos globales de inversión, operación y servicios personales", señala.

También se estipula un régimen especial de costos que podrá deducir tanto en campos maduros, como en otros con mayor complejidad. De esa manera, establece regímenes especiales considerablemente menos onerosos, puesto que se reconocería la existencia de yacimientos que son más costosos de explotar.

Con lo anterior, se haría una diferenciación para la extracción en campos de Chicontepec, aguas profundas, campos marginales y los campos de gas no asociado. 

"Con el cambio propuesto, se generan incentivos para que Pemex conduzca niveles óptimos de exploración, inversión y extracción de hidrocarburos, de conformidad con una política energética nacional, moderna y transparente".

Pero los cambios entrarán en vigor hasta enero de 2015, y a partir de entonces se dará de forma gradual la caída de la participación en las finanzas público, que hoy ronda el 30% del presupuesto.

Labardini recordó que las propuestas de reforma energética del Partido Acción Nacional (PAN) así como del Partido de la Revolución Democrática (PRD) prevén un esquema de 10 años para ir disminuyendo las aportaciones de Pemex al erario público.

Ahora ve
El balotaje entre Piñera y Guillier en Chile es de pronóstico reservado
No te pierdas
×