Dos piedras en la OPI de Time Inc.

La división editorial, que se escindirá de Time Warner, puede quedar cargada de deuda: Dan Primack; además, su separación la dejaría con compromisos salariales millonarios para su actual CEO.
CEO_timewarner  (Foto: Getty)
Dan Primack

[Este artículo necesita un aviso justo al comienzo: Yo trabajo para la revista Fortune, que es publicada por Time Inc., el brazo editorial de Time Warner. El hombre en la foto del lado izquierdo es el jefe del jefe del jefe de mi jefe. Bueno, al menos hasta que Time Warner se desprenda de Time Inc. a principios del próximo año. ¿Estamos? Bueno, prosigamos].

Cruzar los dedos... eso hice la mañana del viernes de la semana pasada, luego de leer en el New York Post que Time Warner estaba a punto de presentar los documentos de la oferta pública inicial de Time Inc., en el primer paso hacia un spinout o escisión previamente anunciada que se concretará en los primeros meses de 2014, a fines del primer trimestre o principios del segundo. "Por favor", pensé, "por favor... no nos dejen con demasiada deuda. Denle a esta atribulada empresa una oportunidad de luchar".

El hecho de que alguien hubiera filtrado la información a una columnista del NY Post, Keith Kelly, no era un signo muy alentador, pero yo seguía recordando las recientes palabras de nuestro nuevo director de contenidos, Norm Pearlstine: "Cuando las compañías escinden o venden una propiedad, es de mucha importancia para ellas que la empresa derivada tenga éxito".

A medida que las horas empezaron a avanzar, dejé de cruzar los dedos y me sentí decaído. Una cosa que toda compañía de noticias sabe es cuál es ese momento de baja demanda donde la mayoría de las personas no están prestando atención, y la tarde de un viernes antes de la semana de Acción de Gracias es uno de esos momentos semidesiertos. Cuando presentaron finalmente los documentos de la OPI a las 4:40 de la tarde, tenía tanto miedo que no quise mirar.

Así que esperé. Arropé a mi hijo en su cama, me serví algo de beber y empecé a leer. Luego esperé intencionalmente cuatro días para escribir esto, con la esperanza de que el sabor amargo disminuyera con el tiempo. No hubo suerte.

La deuda

Para empezar, es casi seguro que a Time Inc. se le sobrecargue de deuda. La división editorial tenía solo 36 millones de dólares (mdd) en deuda a largo plazo en su balance al cierre del ejercicio 2012, frente a 263 mdd de beneficio neto sobre 1,800 mdd de ingresos anuales.

En contraste, la totalidad de Time Warner tenía una deuda cinco veces superior al beneficio neto en ese mismo ejercicio. Por eso, cuando Time Warner dice que después de la escisión Time Inc. "tendrá un endeudamiento sustancial", uno se ve impelido a pensar que esos 36 millones de dólares pronto serán un buen recuerdo.

Esto contrasta radicalmente con lo que hizo Rupert Murdoch cuando escindió de su conglomerado a su emporio de noticias News Corp a principios de este año. Tal vez ello se debe a que el propio Murdoch siguió siendo el mayor accionista individual de la empresa derivada o escindida, mientras que Time Warner no tendrá participaciones en Time Inc.

Sí, hay razones para pensar que las acciones de Time Warner caerán un poco cuando se produzca la escisión, porque estará perdiendo ingresos y ganancias. Y los accionistas de Time Warner -incluyendo a los ejecutivos de la empresa- compensarían hipotéticamente esas pérdidas con los nuevos títulos de Time Inc., por lo que indirectamente tendrían interés en que Time Inc. tuviera éxito.

Time Inc., sin embargo, solo generó el 7% de todos los ingresos de Time Warner el año pasado. ¡Qué mejor regalo para los accionistas de Time Warner que volcar un montón de deuda adicional sobre el niño abandonado! De allí el "endeudamiento sustancial".

Pagos futuros

Para colmo de males, Time Inc. estará entrampado con millones de dólares en pagos futuros a Laura Lang, quien el año pasado ganó la friolera de 7.2 mdd en su primer año en el puesto de CEO. ¿O debería decir su único año? Time Warner anunció en  marzo su salida una vez que la separación se concrete.

Hasta fines de este año, Lang habrá percibido unos 10 mdd en compensación por sus 15 meses de trabajo. Y en el futuro tiene derecho a otros 5.6 mdd hasta finales de 2015, que serán pagados por la recién independizada Time Inc. Dado que la decisión de contratarla por una suma tan escandalosa fue tomada por los ejecutivos de Time Warner, ¿no podrían asumir ellos la responsabilidad de ese altísimo salario? Probablemente es un monto insignificante en comparación con la colosal deuda que se avecina, pero al menos sería admitir un poco de culpabilidad (si no humildad).

Aquellos de nosotros que seguiremos en Time Inc. no esperábamos el arreglo favorable y amistoso que recibieron nuestros compañeros de News Corp. Pero agradeceríamos al menos una pisca de cordialidad...

CNNExpansión es parte de Grupo Expansión, una empresa de Time Inc, la mayor firma de contenidos editoriales del mundo, con más de 140 títulos. La compañía edita en México 18 revistas, como Expansión y Quién, y tiene nueve sitios de Internet, entre ellos CNNExpansión y CNNMéxico.

Ahora ve
Cada 10 de diciembre se celebra el Día de los Derechos Humanos
No te pierdas
×