Refinerías en México, un negocio acotado

La ineficiencia de estos complejos costó cerca de 120,000 mdp en los primeros 9 meses del año; la reforma abrirá las inversiones en un sector en el que Pemex no puede abastecer al mercado.
refineria  (Foto: Photos to Go)
Edgar Sigler /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

A pesar de que la reforma energética aprobada por el Congreso abre la oportunidad a que empresas privadas construyan refinerías en México, que actualmente importa cerca del 50% de gasolinas, esta posibilidad se ve acotada debido a que es un negocio de pocos márgenes y muy altas inversiones, coincidieron analistas.

La propuesta, que fue enviada para su aprobación a los 31 congresos locales, permitirá que la Secretaría de Energía (Sener) otorgue las asignaciones para la refinación de petróleo, en colaboración con la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH).

"La reforma propiciará una mayor integración en la cadena de valor a partir de la extracción de los hidrocarburos, lo que permitirá un abasto suficiente de gasolinas, gas metano y gas licuado de petróleo a precios competitivos", expresó el primer dictamen presentado en el Senado sobre la propuesta de reforma.

Atractivo para pocos

El atractivo por incursionar en asociaciones con Pemex para construir o reconfigurar sus actuales refinerías, así como construir nuevos complejos por parte de empresas privadas se ve limitado por la propia naturaleza de este negocio, con bajos márgenes de rentabilidad, dijo el Senior Researcher del Centro de Investigación para el Desarrollo AC (CIDAC), Luis Serra.

"Siempre hay empresas dedicadas a esto de la refinación, y pueden ser más eficientes que Pemex. Creo que sí habrá firmas que quieran venir, aunque no en un número tan impresionante".

Pero la apertura del sector puede atraer a compañías especializadas en la refinación, y comprar de manera directa los barriles de crudo a Pemex para refinarlos en el país, y venderlos a otras compañías que decidan comercializarlo, pues también ahí se dará la apertura, aseguró el director de la consultora del sector energético GMEC, Gonzalo Monroy.

"Pueden venir empresas como Valero, que sólo se dedica a la refinación, y lo hacen muy bien, por lo que no requieren de tener toda la cadena desde la explotación hasta la venta al menudeo".

La gráfica muestra que las importaciones se triplicaron entre 1997 y 2012, mientras que la producción de gasolinas se estancó.

gasolinas-mexico-consumo.jpg

Fuente: imagen tomada de presentación de la Comisión Nacional de Hidrocarburos del 28 de noviembre.

"En 1997 las importaciones de gasolinas representaban el 25% del consumo nacional, para 2012 alcanzaron el 49%", señala el dictamen de la reforma energética aprobado por senadores y diputados. La CNH también apunta que estas compras han generado que el país obtenga cada vez menos recursos por la exportación de hidrocarburos y sus derivados.

La siguiente gráfica muestra la relación en dólares de todo lo que ingresa el país por la exportación de hidrocarburos entre lo que gasta para importar desde gasolinas hasta petroquímicos. Mientras que en 1995 y 1996 llegó a tener un margen total de ganancia de entre 6.2 y 6.9 dólares, la relación ha disminuido hasta los 1.6 dólares.

  http://www.cnnexpansion.com/media/2013/12/13/exportacion-importacion-hidrocarburos.jpg

Fuente: imagen tomada de presentación de la Comisión Nacional de Hidrocarburos del 28 de noviembre. 

Refinación, un negocio con pérdidas

Gran parte del problema en la refinación se encuentra en el pobre funcionamiento de las refinerías que operan en México, que cuentan con un bajo margen variable, es decir, la ganancia por la venta de cada barril de crudo procesado, señaló la Asociación Nacional de la Industria Química (ANIQ).

"Evaluado por refinería, Cadereyta tuvo el valor más alto con 3.72 dólares por barril de crudo procesado mientras que Tula presentó el valor más bajo con -1.23 dólares por barril de crudo procesado. En este mismo periodo Deer Park (una refinería que comparte Pemex con la petrolera internacion al Shell en Estados Unidos)  fue de 7.31 dólares", explicó la Asociación en su anuario estadístico 2013.

Pemex tiene el proyecto de construir una nueva refinería en Tula para aumentar de manera significativa su capacidad de refinación desde el sexenio pasado, pero la falta de certidumbre presupuestal y jurídica han pospuesto su edificación, cuyo costo rondaría los 10,276 millones de dólares.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La paraestatal ya ha dicho que sólo se enfocará en la reconfiguración de la actual refinería en Tula, con una inversión de 3,857 mdd, para hacerla más eficiente.

"Para llegar a la conclusión de la segunda etapa en Tula se requiere de una reforma energética", expresó el director de Pemex, Emilio Lozoya, en una comparecencia ante legisladores en noviembre.

Ahora ve
Esto es lo que deja el año 2017 en América Latina
No te pierdas
×