3 esperanzas para Malaysia Airlines

La aerolínea arrastra problemas financieros desde antes de que sus vuelos registraran incidentes; la aerolínea podría considerar cambiar de nombre para poder sobrevivir en el mercado.
malaysia airlines 3.jpg  (Foto: AFP)
Charles Riley
HONG KONG -

Malaysia Airlines era un gran problema financiero antes de que los desastres de los vuelos 370 y 17 cobraran la vida de 537 personas.

Con su reputación ahora severamente dañada, los ejecutivos enfrentan difíciles preguntas sobre el futuro de la compañía aérea.

¿Se le debe cambiar el nombre? ¿Debe volverse privada la empresa? ¿Es posible que la línea aérea sobreviva siquiera?

“No creo que alguna vez hayan pasado por este tipo de situaciones en el pasado”, dijo Abdul Aziz Abdul Rahman, el ex presidente ejecutivo de Malaysia Airlines, a CNN.

“El modelo de negocio sin duda necesita ser cambiado”.

Aquí hay tres cosas que la administración debe hacer para rescatar a Malaysia Airlines:

1.- Reestructurar el negocio: Incluso antes de que el vuelo 17 fuera derribado en el cielo, los dueños mayoritarios de la aerolínea estaban trabajando en una revisión amplia y completa de su negocio.

No había producido una ganancia en años, los esfuerzos para competir contra aerolíneas de bajo costo habían fracasado, y la necesidad de otro rescate del Gobierno estaba creciendo.

Estos son grandes problemas, y cualquier nuevo plan de reestructuración significará un cambio importante.

Según informes, el inversor estatal malasio Khazanah Nasional, que posee casi el 70% de la línea aérea, está considerando la posibilidad de volverla privada. Las acciones se están cotizando cerca de mínimos históricos, y comprar a los accionistas restantes podría costar tan poco como 325 millones de dólares.

Después de volver privada la empresa, la gestión podría vender algunos activos atractivos, incluyendo Firefly, su unidad de presupuesto. El inversionista estado podría entonces reducir su participación en la empresa más austera, abriendo la puerta a nuevos inversores.

Otra opción es una alianza con Air Asia, una de las aerolíneas de bajo costo que ha estado tomando negocios de Malasya, al ofrecer tarifas baratas en rutas cortas. Se ha especulado sobre una asociación en el pasado, pero nada se ha concretado.

2.- Reducir los costos fuertemente: Los analistas sostienen que Malaysia Airlines tiene que recortar su tamaño, abandonar algunas de las características llamativas de una aerolínea de bandera con el fin de poder competir.

Abdul Aziz dijo que Malaysia Airlines necesita menos vuelos de servicio completo, y más tarifas de descuento. La aerolínea también tiene que reducir los costos de los alimentos y aumentar el recuento de asientos.

Sin embargo, es poco probable que el poderoso sindicato de trabajadores de la aerolínea apoye cualquier cambio importante.

3.- Cambiar las percepciones: Tal vez el mayor desafío que enfrenta la aerolínea es su asociación con dos aviones caídos en desgracia; eventos que pueden ser recordados por los clientes potenciales.

Las aerolíneas suelen cambiar sus logotipos y esquemas de color después de los desastres, como Japan Airlines hizo después de un accidente de 1985. Pero los informes de prensa han sugerido Malaysia Airlines podría ir más allá y cambiar su nombre.

¿Es necesario? Es difícil decirlo. Después de todo, la marca Malaysia Airlines no se trata sólo de la empresa; es un anuncio para la propia Malasia.

Abdul Aziz, el ex presidente ejecutivo, es optimista sobre la capacidad de la aerolínea para salir de la tragedia.

“Creo que se puede sobrevivir”, dijo. “Tienen los fundamentos”.

Ahora ve
La compra de Fox y otras predicciones acertadas de ‘Los Simpson’
No te pierdas
×