Alcántara niega irregularidades en IAVE

El empresario mexicano descartó corrupción en la licitación del nuevo sistema de telepeaje; presume que la nueva IAVE es más barata que el cobro anterior que realizaba I+D.
roberto alcantara  (Foto: Alfredo Pelcastre/Mondaphoto)
Carmen Murillo
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Roberto Alcántara, empresario que tiene participación en Telepeaje Dinámico, negó que esta compañía incurriera en actos de corrupción para ganar la licitación del nuevo Identificador Automático de Vehículos (IAVE), así como del caos generado en las carreteras del país por la implementación de la tag.

“El Gobierno no me ayudó en la licitación. Quisiera preguntarle (a la empresa Mainbit) ¿por qué no impugnó?, ¿por qué no presentó una denuncia?, ¿por qué no reclamó?, ¿por qué tanta cobardía y tanta ofensa?, ¿Por qué no trabaja, entrega resultados y hace cosas serias?”

Detalló que participaron más de 20 firmas en el concurso para la licitación del nuevo sistema de telepeaje, de las cuales calificaron tres.

La empresa Mainbit, que compitió en la licitación, dijo que el proceso estuvo ‘amañado’, mientras que Mónica Barrera, testigo social de la Secretaría de la Función Pública (SFP), señaló supuestas inconsistencias y alertó sobre la posible falsificación de documentos por parte del consorcio ganador.

En entrevista con la Revista Expansión, Alcántara dijo que el cobro de cruce por auto que impondrá su empresa (4.96 pesos) será menor al que había con la firma anterior (6.30 pesos), además de que ofrecerá un mejor servicio.

“Con esta tecnología será posible pasar a 20 o 30 kilómetros por hora y es posible auditarla, a diferencia de la anterior. Tiene respaldo y su propio servidor”.

Cabe recordar que Telepeaje Dinámico ganó a pesar de tener la propuesta de cuota más alta que los demás concursantes.

Caos en carreteras

Para Benito Neme, director general de Caminos y Puentes Federales (Capufe), la responsabilidad por el caos que trajo el cambio de sistema de telepeaje se debió a que el antiguo y el nuevo operador no se pusieron de acuerdo.

“Todo eso que ellos operaron es propiedad de la nación. Termina la concesión y se llevan todo, porque jurídicamente no se previó y entonces pues se llevan sus juguetes”, dice Alcántara.

El empresario cree que han dramatizado la situación y critica una mala planeación para realizar la transición en el tiempo que fue realizada (final de mes, periodo vacacional y un fin de semana). “Pudo haber sido cualquier otro día, menos ese fin de semana”.

Sin embargo, aunque responsabiliza a Capufe del proceso, cree que han hecho un buen esfuerzo. “Lo hicieron así porque los tiempos no les daban, cuando llegó la nueva administración coincidió con que se venció el contrato”.

“Nosotros sólo somos concesionarios por cuatro años, en cuatro años tenemos que devolver todo… Lo que sí me preocupa son los usuarios”.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El empresario asegura que en los próximos días el servicio volverá a la normalidad.

Roberto Alcántara es propietario de la línea área de bajo costo VivaAerobus y recientemente invirtió 100 millones de euros en el conglomerado de medios español Grupo PRISA.

Ahora ve
Sebastián Piñera volverá a gobernar Chile, tras vencer en la segunda vuelta
No te pierdas
×