Texas tiene una nueva ley de portación de armas de fuego

La ley permite que los texanos puedan portar sus armas a plena vista, en su funda; sin embargo, algunos negocios podrán pedir a sus clientes que las mantengan ocultas.
Art y Diana Ramírez hicieron uso de la nueva ley portando y mostrando sus armas en una manifestación en el Capitolio de Texas (Foto: AFP)
AFP-Texas-portacion-armas  (Foto: EFE, )
  • A+A-
Por: Jackie Wattles
(CNNMoney) -

El Año Nuevo marcó en Texas la entrada en vigor de una nueva ley de portación abierta de armas de fuego.

La ley permite que los texanos que tienen licencia para portar armas de manera oculta ahora porten sus armas en su funda, a plena vista.

Pero la ley todavía prohíbe las armas en ciertos lugares públicos, entre ellos iglesias, hospitales, correccionales y algunos lugares donde se sirve o se vende alcohol.

Los negocios también tienen la opción de prohibirle a sus clientes que lleven armas abiertamente mediante la colocación de señales fuera de las tiendas. Los poseedores de armas que ignoren esas señales se arriesgan a violar las leyes del estado y enfrentarán castigos y multas.

Aquí tenemos un desglose de cómo algunas compañías han elegido actuar: 

Whole Foods 

Whole Foods, la cual tiene sus oficinas centrales en Austin, Texas, no desea armas de fuego en sus tiendas. 

“Como minoristas privados, hemos optado por no permitir las armas de fuego en las instalaciones a excepción de la seguridad de la tienda”, dijo el portavoz de Whole Foods, Michael Silverman, a CNNMoney en un correo electrónico. Agregó que esa ha sido la política desde que la compañía fue fundada. 

Dijo que desde del 1 de enero, todas las instalaciones de Whole Foods en Texas cuentan con señalización actualizada respecto a la nueva ley para portar armas abiertamente.

H-E-B 

H-E-B, una popular cadena de supermercados con sede en San Antonio, continuará permitiendo armas ocultas, pero no permitirá portar armas a la vista en sus tiendas.

“Siempre le hemos pedido a nuestros clientes que oculten sus armas”, dijo la portavoz de H-E-B, Dya Campos. “La única diferencia ahora es que tenemos que colocar la señalización”.

Campos dijo que, en el pasado, la compañía no ha tenido problemas respecto a que los clientes violen sus políticas de armas de fuego. H-E-B tiene tiendas en 150 comunidades de Texas.

Whataburger 

Whataburger, la cadena de comida rápida con sede en Texas, expuso su política anteriormente en este año, después de que se aprobara el proyecto de ley. 

El director ejecutivo, Preston Atkinson, escribió en el sitio web de la empresa que los portadores de armas que poseen licencia pueden tener armas ocultas, pero la compañía no permitirá portar armas abiertamente en sus 780 ubicaciones. 

“Hemos tenido muchos clientes y empleados que nos dicen que se sienten incómodos al estar cerca de alguien que porta un arma de fuego de manera visible y que no es miembro de las fuerzas del orden”, dijo Atkinson. 

Whataburger no respondió de inmediato si tendrían lista la señalización. 

Leer: ¿Se pueden prevenir los tiroteos masivos? Estos países lo intentaron

Negocios pequeños 

La agencia de Texas del NFIB, una asociación de negocios pequeños, dijo que las reacciones ante la ley entre sus 24,000 clientes han sido diferentes. 

“Muchos negocios todavía se aferran fuertemente a los derechos que poseen mediante la [Segunda] Enmienda para portar armas”, dijo la portavoz, Sarah Tober. 

Otros negocios se oponen a la portación abierta de ellas, y algunos han dicho que el requisito de la ley respecto a colocar una señal es “engorroso”. 

Recomendamos: El misterio alrededor de cuántas personas tienen un arma en EU

Más sobre la ley 

Algunos minoristas nacionales también les han pedido a los propietarios de armas que dejen sus armas en casa, pero no han abordado públicamente cómo están manejando la ley de la portación abierta de armas. Estos incluyen Target, Chipotle y Starbucks. 

El gigante minorista Wal-Mart, el cual vende armas de fuego, no respondió a las solicitudes de comentarios de CNNMoney. 

Simon Property Group tiene una política de restricción de armas de fuego y no planea permitir la portación abierta dentro de sus más de 20 centros comerciales y centros minoristas en Texas. 

“Una vez que la ley entre en vigor, un miembro del equipo de seguridad o del equipo de supervisores le notificará individualmente a cualquier comprador en posesión de un arma acerca de la política existente de Simon y le solicitará que cumpla con ella”, dijo el portavoz de la compañía, Les Morris. 

Texas es uno de los 45 estados que permiten alguna forma de portación abierta. Según la Asociación Nacional del Rifle, únicamente cinco estados (Nueva York, Florida, Illinois, Carolina del Sur y California) y el Distrito de Columbia (DC) prohíben la portación abierta. 

Leer: El problema es de salud mental, no de control de armas, dice Trump

Para diciembre de 2014, Texas contaba aproximadamente con 826,000 portadores de armas con licencia. El estado también emitió 57,081 nuevas licencias entre septiembre de 2014 y agosto de 2015.

Para obtener una licencia, los solicitantes deben tener 21 años de edad, pagar una tarifa de 140 dólares, obtener una verificación que demuestre que no tienen antecedentes penales y completar un curso de capacitación de cuatro horas.

Aaron Smith de CNNMoney contribuyó con este reportaje

Ahora ve