El viaducto antisísmico de Seattle

El muro de contención y el viaducto Alaskan Way de Seattle están en constante peligro de colapso; para evitar un siniestro que ponga en riesgo vidas humanas se remplazarán las dos estructuras.
Seattle  (Foto: CORTESÍA SXC)
Hugo Salvatierra Arreguín
Washington DC -

El muro de contención y el viaducto Alaskan Way de Seattle (descargar mapa del proyecto) están en constante peligro de colapso, debido a los sismos que aquejan el lugar y al deterioro que sufrieron con el tiempo.

Para evitar un siniestro que ponga en riesgo vidas humanas se tomó la decisión de remplazar las dos estructuras.
La operación incluirá la construcción de un túnel que irá debajo del centro de la ciudad, y una nueva calle costera, entre otras obras. Costará 4,300 millones de dólares (mdd).

El proyecto consiste en hacer sísmicamente seguro el tránsito de los vehículos, crear un sistema de transporte que cubra la capacidad actual y futura de la zona, y dar nuevas rutas que mejoren los tiempos de recorrido y la movilidad hacia y desde el centro de la ciudad.

Pero al mismo tiempo pretende crear un polo turístico a lo largo de la zona que atraiga tanto a residentes como a visitantes de otros lados.

El reto ingenieril
Las obras del túnel comenzarán a principios de 2011 y serán terminadas en el año 2015.

Todo correrá a cargo del Departamento estatal de Transporte de Washington, del condado de King y de la ciudad de Seattle, al noreste del país.

Debido a su magnitud, los trabajos representarían una inminente complejidad técnica, a lo que se añadiría un elemento más: deben hacerse sin interrumpir el acceso al puerto de Seattle, que es un punto estratégico para la movilidad y el desarrollo económico de la zona.

El nuevo Alaskan Way tendrá el mismo sitio que actualmente ocupa el viaducto, estructura que será demolida posteriormente. Representará una conexión eficaz con las avenidas Elliott y Western, además de que dará un acceso muy importante hacia y desde el noroeste de Seattle.

El túnel será excavado debajo de la Primera Avenida, a aproximadamente 18.3 y 60.9 metros de profundidad, y estará integrado por dos carriles en ambos sentidos y 2 millas de largo. Esta obra permitirá construir el nuevo corredor mientras la SR 99 continúa abierta al tránsito habitual de los vehículos.

Sobre la superficie habrá un bulevar que tendrá cuatro carriles (dos en cada dirección), así como carriles para la vuelta entre las calles Pike y Columbia.

Todas las intersecciones tendrán señales que se programarán para permitir que el tráfico fluya con eficiencia, además de que los cruces señalizados permitirán el acceso seguro de los peatones a la zona costera.

Actualmente está en diseño el proyecto del túnel, pero de manera paralela se realizan obras como la reparación de las columnas del viaducto (2008) y la reubicación del tendido eléctrico (2009)

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

También se prevé la construcción de una vía de Holgate Street a S. King Street, que remplazará cerca de la mitad de todo el viaducto (2009-2013), y los planes para mitigar el tráfico provocado por las obras (2008-2010).

Ver más noticias de Obras

Ahora ve
Esta es la propuesta de gabinete de Andrés Manuel López Obrador
No te pierdas
×