Saneamiento titánico en la ex refinería

El Parque Bicentenario estará construido sobre los terrenos saneados de la ex Refinería 18 de Marzo.
Parque Bicentenario  (Foto: Cortesía Archivo Chilango)
Marcos G. Betanzos Correa

El Parque Bicentenario de la Ciudad de México estará situado sobre los terrenos de la antigua Refinería 18 de Marzo, que tuvieron que ser remediados en un total de 55 de sus 124 hectáreas, debido a las afectaciones que provocó el manejo de los hidrocarburos.

Los trabajos de saneamiento del terreno implicaron el uso de diversas técnicas, como la extracción de vapores, la oxigenación del suelo y la descontaminación con compuestos orgánicos, entre otros.

El parque, ubicado en la delegación Azcapotzalco, en el noroeste del DF, requiere una inversión de 2,000 millones de pesos (mdp). Tendrá áreas verdes, un jardín botánico, un restaurante, lago, embarcadero, auditorio, museo, juegos infantiles y planta de tratamiento de agua, entre otras.

El saneamiento requirió una inversión de 800 mdp, indica el documento Remediación de la ex Refinería 18 de Marzo, elaborado por Petróleos Mexicanos (Pemex).

Enrique Rico Arzate, director del proyecto de saneamiento por parte del Instituto Politécnico Nacional (IPN), principal responsable de los trabajos, comenta que concursaron y ganaron esta encomienda a empresas extranjeras, que habían presupuestado aproximadamente 500 millones de dólares (mdd) para el proyecto. 

Entre las actividades que se realizarán están el desmantelamiento de instalaciones, el retiro y la disposición de residuos superficiales de tanques subterráneos de almacenamiento de hidrocarburos, la contención de la contaminación del suelo por residuos petroleros (mediante la construcción de una barrera física y una galería filtrante), estudios box-parque.pngde caracterización y evaluación de riesgo y más de 1,250 muestreos por parte de Pemex. 

Información de la paraestatal señala que entre las técnicas utilizadas están el bioventeo, proceso basado en la filtración de aire en el suelo para estimular la actividad biológica y mejorar el proceso de degradación de los hidrocarburos presentes en la zona vadosa.

La remediación implicó excavaciones para extraer el suelo contaminado por hidrocarburos y luego transportarlo a las áreas de tratamiento, donde les añadieron nutrientes y se aplicó aireación.

Mediante biopilas (piscinas) también descontaminaron los suelos. Los expertos llevaron a cabo una aireación y adicionaron, en caso de requerirlo, nitrógeno, fósforo y potasio.

Además, con la extracción de vapores fue posible remover los contaminantes volátiles (en unos casos, con un filtro de carbón activado) presentes en los subsuelos, al inyectar aire en la zona vadosa. La técnica requirió la perforación de pozos a una profundidad de 3.5 metros.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Los especialistas emplearon el método de air sparging (burbujeo), que sirvió para eliminar el benceno del suelo y el agua. Con esta técnica fueron perforados 529 pozos a una profundidad de ocho metros, para posteriormente inyectar aire en el agua subterránea, y así reabsorber el benceno y arrastrarlo hacia los pozos de extracción de vapores, donde fue capturado y posteriormente tratado en equipos especiales, hecho que evitó la emisión del contaminante al aire.

Ver más noticias de Obras

Ahora ve
Argentina, la NASA y marinos de varios países buscan al submarino San Juan
No te pierdas
×