Museo Soumaya cambiará de color

Fernando Romero reconoció que en una fachada el aluminio es menos favorable que el acero inoxidable; el arquitecto mexicano dijo que un museo debe ser una caja invisible ante el arte que contiene.
Elena Flores
CIUDAD DE MÉXICO -

El factor tiempo influyó en el diseño final del nuevo Museo Soumaya, propiedad de empresario Carlos Slim , ya que el pedido consistió en "entregar un edificio lo más rápido posible, y por este motivo fue imposible tener un equipo interdisciplinar...durante todo el proceso, los equipos se iban sumando conforme el desarrollo", dijo Fernando Romero, encargado del proyecto.

La declaración tuvo lugar durante su participación en el Sexto Congreso Internacional de Museos, luego de que fuera cuestionado por académicos y estudiantes sobre la relación del proyecto cultural (cercanías de Polanco, Ciudad de México), con el entorno urbano, la creatividad del diseño, entre otros aspectos.

En la Universidad Iberoamericana, el arquitecto reconoció que la elección de aluminio como material para la fachada del inmueble es menos favorable que el acero inoxidable, porque el primero se deteriora rápido. "Las personas se van a sorprender de lo rápido que cambiará de color el edificio" debido al material y para integrarlo a su contexto industrial, expuso.

De acuerdo con Romero, "un museo debe ser una caja invisible ante el arte que contiene", ya que estos edificios son el medio ideal para encontrar un vínculo entre el arte y la arquitectura, así como "un vehículo de relaciones humanas, tanto por su contexto urbano como por la relación de las personas con el arte".

Agregó que la mayor oportunidad para poner en práctica esta forma de ver los museos fue la proyección y construcción del nuevo Museo Soumaya, ya que implicó un gran reto, pues "debía ser un edificio emblemático para una mujer fallecida y al mismo tiempo sería un espacio público el cual albergaría una de las colecciones más importantes de arte en Latinoamérica".

Durante su exposición, Romero presentó un resumen de su quehacer arquitectónico, el cual comprende proyectos tanto habitacionales como edificios diseñados para interactuar con espacios públicos.

Detalló que la arquitectura contemporánea debe cumplir con características muy puntuales, tales como resolver un programa, ser habitable, aplicar la tecnología y combinar estos aspectos con las necesidades del cliente. "La arquitectura traduce los momentos económicos de una era", opinó.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Ver más noticias de Obras

 

Ahora ve
Trump admite que no tiene grabaciones de sus conversaciones con James Comey
No te pierdas
ç
×