Afinar el engranaje

Ramiro Guzmán, presidente de la Cámara Nacional de la Vivienda (Canadevi)
Adriana Curiel C.

¿Cuál es el reto como presidente de Canadevi?
El gran reto que tenemos enfrente es, ante todo, atender a los segmentos de menores ingresos. En los últimos años hemos avanzado muchísimo y en términos generales la estabilidad económica que ha tenido el país nos ha permitido atender de manera muy eficiente a los segmentos sociales, medios y residenciales; pero nos falta atender a los segmentos inferiores, de tres salarios mínimos, tanto a los asalariados como a los no asalariados.

Otro de nuestros retos y objetivos fundamentales es mejorar la calidad de la vivienda… estamos tomando con mucha seriedad el reto de que durante esta administración vamos a buscar operar seis millones de créditos.

¿Qué están haciendo por las zonas con rezago, como el caso de Chiapas?
La Canadevi, en coordinación con los organismos nacionales de vivienda, ha estado manejando grupos de empresarios para acercarse a las autoridades estatales y municipales de aquellas regiones para encontrar mecanismos que nos faciliten la llegada de empresas al resto del país.

¿Qué van a hacer con la sobreoferta?
Vamos a generar estadísticas de información para que todos nuestros afiliados tengan claridad en cada región y ciudad, cómo está atendida, los diferentes segmentos, y evitar con ello riesgos de sobreoferta o proyectos con problemas, y orientarnos fundamentalmente hacia donde está la gran demanda insatisfecha.

¿Se van a mantener los precios de las viviendas, hay forma de bajarlos más?
En México se está haciendo la vivienda más económica del mundo, es más barata que en Centroamérica y Sudamérica, y no se diga en otras regiones del mundo. Desde luego dependemos muchísimo de cómo se comporten los insumos, sobre todo los precios de la tierra e infraestructura, pero hoy por hoy estamos haciendo el esfuerzo y hemos podido lograr que se mantengan los precios muy similares a la evolución de la inflación.

Sin embargo, las tasas de interés siguen siendo altas
Las tasas de interés están a niveles históricamente bajos, nunca en la historia del país habíamos tenido tasas tan bajas. Esto ha hecho que la capacidad de crédito aumente de manera impresionante.

Ahora ve
No te pierdas