Homex: con un pie aquí y otro en India

La empresa quiere llevar el modelo de vivienda mexicano a otros países sin perder su lugar.
1,500 mdd inversión para constituir Homex India (Patricia Ma  (Foto: )
Ana Lydia Valdés

Homex comienza a capitalizar su experiencia como asesor en proyectos de vivienda para otros países, pues durante 2007 comenzó su expansión internacional. El año pasado dispuso de los 10 millones de dólares (mdd) —que cada año destina para investigación y desarrollo— para visitar Egipto, Brasil, China y Centroamérica.

En China realizó una coinversión con un desarrollador local por 1,500 mdd. En India sus planes son más ambiciosos, pues allá piensa replicar el modelo de la vivienda mexicana. Este país enfrenta las mismas condiciones que México: déficit de casas, políticas claras de vivienda, oportunidades financieras, tasas de interés de entre 11 y 12%, así como un alto déficit estructural. Para probar el mercado la compañía ya invirtió 1,500 mdd para constituir Homex India en asociación con Daksh Builders and Developers Ltd.
Carlos Moctezuma, director de Relación con Inversionistas de la compañía, explica: “El proyecto piloto pretende establecer viviendas de interés medio bajo al norte de India durante el año en curso con una inversión total de 3 mdd”.

Esta aventura internacional no afectará los planes de crecimiento de Homex en México.

Aun cuando el último dato de inflación en la India fue de 13%, pesa más el potencial que tiene el proyecto; además, sería de mediano plazo, por lo que lo que la economía india puede cambiar, asegura Carlos González Tabares, subdirector de Estrategia de IXE.
Analistas financieros de Santander reportaron que la expansión internacional de Homex podría crear una reacción negativa del mercado, porque estos países representan territorios desconocidos para la compañía.

Más fuerte que nunca
Homex, la viviendera de más rápido crecimiento y la única que cotiza en la bolsa de valores de México y Nueva York, ha logrado superar los efectos negativos de la volatilidad que generó la crisis del mercado hipotecario estadounidense gracias a la bursatilidad de su acción.

La liquidez de la emisora se mantiene en niveles altos; de un 75 a 80% para el mercado estadounidense y de 25 a 30% para México: “Alcanza una bursatilidad promedio de 20 millones de dólares (mdd) diarios entre ambos mercados”, explica Carlos Moctezuma, director de Relación con Inversionistas de la empresa.

Cuando la desarrolladora entró a la Bolsa Mexicana de Valores en 2003,  teniendo como inversionistas a ZN México y Equity International Partners, “se cuestionó su capacidad de mantener tasas de crecimiento agresivas a costa de una ineficiencia en sus operaciones o de mayor apalancamiento”, señaló González Tabares de IXE. Sin embargo, la compañía mostró en 2004 un crecimiento nominal de 110%, cuatro veces superior al de Geo su competidor más cercano. Hoy tiene presencia en 34 ciudades de 18 estados, siendo la desarrolladora más grande en cuanto a ventas, y pelea el liderazgo con Geo, la desarrolladora con mayor presencia a nivel nacional, en cuanto a volumen.

“Su fortaleza está en mantener ritmos de crecimiento altos con acciones agresivas a las que no estábamos acostumbrados”, dice González, como lo fue la adquisición de Casas Beta, que le dio presencia en el centro del país, y la construcción a base de moldes de aluminio, estrategia con la que se adelantó a la competencia. Con este proceso la compañía logró economías de escala, además de que redujo costos de construcción en 12% y el tiempo que tardaría el trabajo de albañilería en 16%.

Aumenta su deuda
Aun cuando la compañía va en camino de lograr su meta de crecimiento para 2008, entre 16 y 18% y un EBITDA de entre 24 y 25%, su deuda está aumentando. “Esto podría disminuir el potencial de retorno para los accionistas”, alertan analistas de Santander en su reporte financiero. El aumento de la deuda es resultado de la colocación de un bono en el mercado bursátil por 200 mdd que realizó la empresa para mejorar su participación de mercado en el segmento de vivienda para la clase media y vivienda vacacional, en donde la compañía tiene particular interés en atender el mercado de segundas casas de retirados de Estados Unidos y Europa.

La expectativa que tiene es de desarrollar 100 viviendas en los principales polos turísticos como Cancún, Los Cabos y Puerto Vallarta a un precio promedio de 6.4 mdp. Esta iniciativa impactará los márgenes de Homex por la mejor rentabilidad de los desarrollos de comunidades.

Con la venta de los bonos, la estructura financiera de Homex podría ser más eficiente y el apalancamiento bajo; pero “si es en dólares, habría riesgo cambiario debido a que sus ingresos están en pesos”, destaca el reporte de Santander.

La desarrolladora continuará con bancos de tierra sólo en las ciudades en donde tiene presencia y en aquéllas donde busca iniciar operaciones en los siguientes 12 meses. Contempla una política de reserva territorial para tres años de ventas futuras de terrenos en el balance general, así como un promedio de cuatro años de ventas anticipadas adicionales en terrenos con opción a compra. A la fecha suman 69 millones de metros cuadrados (escriturados y en proceso), equivalente a 269,546 viviendas, de las cuales 249,911 se enfocan en vivienda de interés social y 19,635 en media residencial.

Ahora ve
No te pierdas