Emplear a indigentes, ¿es explotación?

Una feria tecnológica usó a vagabundos como ‘antenas’ de Wi-Fi, la medida generó críticas; Gaby Arriaga asegura que estas estrategias son la respuesta al desempleo en muchos países.
indigente South by Southwest  (Foto: AP)
Gaby Arriaga*
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

¿Ustedes contratarían a vagabundos para que vendan un servicio? ¿Pensarían en ellos como parte de su fuerza de ventas?

La mayoría me ha respondido "depende". Depende de qué tipo de servicio y si afecta o no la imagen de mi negocio.

Este año, en el festival South by Southwest (SXSW), realizado en Austin Texas (donde cada marzo convergen la música, el cine y la tecnología), el área de innovación de la agencia Bartle Bogle Hagerty (BBH) pensó que sería una buena idea contratar a los indigentes de la ciudad para ser Hotspots, es decir, puntos que proveen acceso a Internet vía Wi-Fi.

Esta acción se convirtió en una de las más polémicas entre los que asistieron u observaron a distancia el evento.  La discusión: ¿Es innovación o explotación?

El proyecto es simple. BBH equipó a cierto número de indigentes voluntarios con tarjetas MiFi (del término My Wi-Fi) para proveer acceso a Internet a una red 4G a cambio de una donación. El donante determinaba la cantidad a otorgar. Por ejemplo, 2 dólares por 15 minutos. El dinero recabado se enviaba directamente al refugio Front Steps Homeless, el cual dirige los ingresos al indigente contratado. Si él tenía pocos "clientes" en el día, de todas formas recibía 20 dólares.

Quienes dicen que es explotación, consideran a la idea una especie de colonización digital. En donde los colonizadores, en este caso BBH, se aprovechan de una comunidad, los vagabundos, que no tienen recursos ni la información para saber si estas acciones los beneficia en el mediano plazo.

Para muchos es una degradación de estas personas pues son utilizados, según estos críticos, como antenas y nada más que eso. Dicen que es preferible no trabajar a ser un "hotspot".

En mi opinión es una gran idea de innovación social.

Es importante situar el contexto. El área interactiva del festival SXSW es un gran show de novedades en tecnología.

Las marcas de las que escuchamos todos los días como Google, Microsoft, Facebook, así como startups que pretenden tener el éxito que tuvo Twitter en el 2007 cuando se presentó en el mismo sitio al tener apenas un año de existir.  

Las empresas se desviven por tener conferencias, actividades, fiestas, islas, pabellones, etc. que destaquen su presencia. Es tan importante presenciar lo que cada marca tiene que decir, como compartirlo en tiempo real en la red. No tener acceso a Internet sería impensable.

A pesar de que existe conexión en los sitios de SXSW, también se necesita acceso en los restaurantes, parques y áreas públicas en general.

Por otra parte, están los vagabundos de la ciudad con necesidades evidentes de ingresos económicos pero sobre todo de atención y de mayor vínculo con el resto de la ciudad. Hoy estos indigentes reúnen un poco de dinero a partir de la venta del llamado "Street newspaper", un periódico en el que ellos colaboran generando contenido.

Por lo tanto, en esencia sólo se está cambiando el producto que venden. En vez de periódico, venden acceso a Internet en un momento de altísima demanda de la ciudad. De hecho, puede ser visto como una evolución al modelo del periódico en donde muchos lo adquirían sólo por caridad y después desechar el papel sin valorar su contenido y generando más desechos.

Con "Homeless hotspots" también se establece un vínculo entre el indigente y el resto de la población que podría ignorar o evitar el contacto con ellos. Gran parte de las conversaciones del festival giraron alrededor de estos "Homeless Hotspots".

Por primera vez, los indigentes, una comunidad alejada del mundo digital, fue parte fundamental para que las tecnologías funcionaran. Una sencilla idea que dejó con la boca abierta a quienes habían invertido miles de dólares en sus actividades del festival.

Es un caso de innovación social que incluso no suena nada mal que se aplique como modelo y como producto. Imaginen hotspots en medio del tráfico de la Ciudad de México, en países con altos índices de desempleo y de comercio informal como México.

Después de todo es la innovación enfocada a ayudar a necesitados partiendo de un modelo de negocio y no sólo la caridad, la que muchos expertos apuntan como el futuro de la economía global. Un escenario de colaboración y de trato justo donde todas las partes involucradas obtienen beneficios y las comunidades sacan provecho de su entorno, habilidades y recursos.

*La autora es mercadóloga y MBA con experiencia en Planeación Estratégica en las agencias Leo Burnett, Publicis y Bassat Ogilvy Barcelona.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Estudió en el ITESM Ciudad de México, ITAM, UT en Austin, Texas y EADA Barcelona. Es parte del comité directivo de Account Planning Group México.

Es maven de CoolHunter México. Desde 2009 es co-fundadora junto con Sandra Arriaga de la agencia de innovación y tendencias L1452 (http://l-1452.com/).

Ahora ve
Científicos crean la primera prótesis para tortuga impresa en 3D
No te pierdas
×