Seguros de responsabilidad civil

Las coberturas básicas abarcan daños a terceros y asesoría legal, dice el experto Igal Rubinstein; este tipo de seguros pueden servir para automovilistas y tiendas de autoservicio e incluso médicos.
seguro  (Foto: Getty)
Igal Rubinstein*
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Todas las empresas o instituciones, independientemente del giro que tengan, son susceptibles de que en sus instalaciones ocurran accidentes que ocasionen algún daño.

En una escuela, por ejemplo, uno de los alumnos puede tener un accidente y los padres hacer responsable a la institución, incluso el mismo colegio podría estar expuesto a demandas por la responsabilidad del daño causado, solamente porque el accidente ocurrió dentro de sus instalaciones.

Otro ejemplo es el de una tienda de autoservicio donde por impericia un empleado no coloque la señalización sobre el piso húmedo, provocando que un cliente resbale. El afectado puede pedir que la empresa se haga responsable del pago de sus daños, por no haber tomado las medidas correspondientes.

Aún cuando las empresas tienen las medidas de seguridad correspondientes, éstas se encuentren expuestas a diferentes riesgos que pueden resolverse con un seguro que garantice la protección del negocio ante estas situaciones.

El seguro de responsabilidad civil ofrece una protección al asegurado si un tercero le exige una indemnización por daños a consecuencia de algún accidente que le ocasione una lesión, la muerte (daños personales), destrucción o deterioro de sus bienes (daños materiales).

Las dos coberturas básicas del seguro son:  

1. Indemnización a terceros por daños ocasionados: garantiza el pago de siniestros por reclamaciones presentadas.

2. Defensa jurídica: proporciona un abogado que atienda cualquier demanda que pudiera recibir, el pago de la fianza, etc.

Asimismo, el seguro puede ser adquirido de manera individual o de forma colectiva (empresas). También se pueden asegurar las personas que desempeñan alguna profesión que conlleve una mayor responsabilidad hacia terceros, como los médicos.

Recientemente la Cámara de Diputados aprobó las reformas a la Ley de Caminos, Puentes y Autotransporte Federal en donde se obliga a que los vehículos cuenten con un seguro de responsabilidad civil para hacer frente a cualquier accidente que se presente en alguna parte de las carreteras que estén bajo jurisdicción federal, y esto en parte se debe a que debemos tomar conciencia de la importancia que tiene ser responsables de los daños que lleguemos a ocasionar; en lo que respecta al sector empresarial, también es importante responder por los daños a terceros, pues al ser responsables con los demás, también lo somos con nuestro negocio.

No olvides que antes de adquirir este seguro debes revisar con la compañía de seguros, en qué consiste dicha cobertura y cuáles son sus exclusiones. Entre más clara sea la información, mayor será el provecho que obtengas de este seguro.

*El autor es director general y cofundador de Seguros S.

Ahora ve
Los avances parecen aproximarnos a la revolución del reconocimiento facial
No te pierdas
×