OPINIÓN: ¿Cómo surgió el primer puente construido por la mente humana?

Una hazaña teórica o una proeza tecnológica surgida al azar, sin duda este es uno de los inventos más brillantes de la historia
puente
puente construcción arquitectura  puente
Autor: Alberto Dallal | Otra fuente: 1

Nota del editor: Alberto Dallal es crítico literario, de teatro y danza. Coordina la revista electrónica Imágenes del Instituto de Investigaciones Estéticas de la Universidad Autónoma de México (UNAM).

(QUO) — Resultará siempre difícil, si no imposible, saber si la construcción del primer puente constituyó una hazaña teórica, conceptual, o una proeza tecnológica surgida al azar, según las circunstancias en las que se vio envuelto algún ser primitivo, antecedente o no del Homo sapiens.

¿Acaso caminaba una tribu por una zona boscosa y el guía o jefe "discurrió" para colocar un tronco de árbol para que atravesaran los miembros del grupo el arroyo sin mojarse los pies? ¿Fue un chispazo mental, el invento de una estrategia, una elucubración para ser aplicada funcionalmente, es decir, un "invento"? O bien, ¿se trató de la solución "técnica" de un problema práctico para el cual la naturaleza misma ya había implementado los elementos indispensables?

El primer puente (el paso sobre el espacio para unir dos orillas o lugares) es uno de los inventos cumbres de la mente humana, toda vez que hasta nuestros días emergen puentes cada vez más impresionantes, a mayores alturas, sobre espacios cada vez más espectaculares.

Hoy descubrimos que el desenvolvimiento de este grande y profundo "invento" puede tener relación con la exploración y el experimento en torno a las técnicas de sus variadísimas formas de construcción. Es decir, los avances en las formas de vida y de organización humana provienen, o bien de una experimentación continua, específica y constante (prueba y error, propuestas constructivas in situ), o del desenvolvimiento de la planificación constante, ininterrumpida, que consiguen las elucubraciones, los conceptos, las teorías que sobrevienen en las mentes, en los cerebros de científicos y planificadores.

No hay, para la evolución de la especie humana, en la historia y en la realidad, sino dos caminos complementarios, dos "formas" entroncadas de efectuar los cambios, avanzar y evolucionar: el establecimiento de conceptos, fórmulas, teorías, por una parte, y la aplicación o práctica de los variados procedimientos racionales y racionalizados que nos conducen hacia el siguiente paso o etapa indispensable: la técnica.

La "moraleja" de esta historia (¿la historia humana?) se localiza implícita y gloriosamente en "el primer puente". La "revolución del conocimiento", tan indispensable e ineludible hoy en día, no es otra cosa que la aplicación de estos dos grandes, profundos sistemas de avance: el conocimiento teórico y la aplicación de las técnicas. Es esta una certeza ineludible en este momento histórico… para toda la humanidad. Y para nosotros, incluso para resolver problemas en nuestra vida cotidiana.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Las opiniones recogidas en este texto pertenecen exclusivamente a Alberto Dallal.

Este es un fragmento de un artículo publicado en la edición de enero de 2014 de la revista QUO, que es parte de Grupo Expansión, una empresa de Time Inc. La firma edita en México 17 revistas y siete sitios de internet, entre ellos CNNMéxico.

Ahora ve
Así crece la bebé panda gigante que nació en el zoológico de Tokio
No te pierdas
×