2014, año decisivo para la manufactura

Empresas del IMMEX tendrán procesos de cambio que incidirán en su futuro, dice Alejandro Cervantes; en cuanto a sus obligaciones fiscales, la industria tiene dos alternativas.
manufac  (Foto: Getty)
Alejandro Cervantes*
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Ya han transcurrido varios meses del ejercicio 2014, y las empresas de la Industria Manufacturera Maquiladora y de Servicios de Exportación (IMMEX) se encuentran en un proceso de toma de decisiones acerca de varios temas. En cuanto a los precios de trasferencia, no pueden cometer desatenciones, ya que elegir la mejor alternativa en este rubro puede ser crucial en el futuro de las empresas mismas y el rumbo que tomarán en el futuro próximo ellas y sus oficinas centrales.

De acuerdo con la nueva legislación, las empresas IMMEX que lleven a cabo actividades de maquila, de acuerdo con la definición del Artículo 181 de la Ley del Impuesto Sobre la Renta vigente, tienen dos alternativas para cumplir con sus obligaciones fiscales en materia de precios de transferencia y evitar así el establecimiento permanente de sus partes relacionadas residentes en el extranjero:

  • Cumplir con alguna de las dos opciones de Safe Harbor (6.5% sobre el total de costos y gastos o 6.9% sobre el total de activos; la utilidad fiscal mayor de las dos).
  • Negociar y obtener un Acuerdo de Precios Anticipado (APA).

Artículo relacionado: Evita fallas en devolución de impuestos

Con la nueva regulación, estamos regresando al periodo 1995-2002, cuando se tenían estas mismas alternativas para cumplir en materia de precios de transferencia y solo el Servicio de Administración Tributaria (SAT) tenía conocimiento y control sobre la forma en que estas se llevaban a cabo.

Las empresas deben considerar y analizar una multitud de variantes en los términos siguientes:

  •          ¿Cuál es la situación financiera, económica y fiscal de la corporación?
  •          ¿Cuál es su estrategia de negocios?
  •          ¿Qué impacto financiero y fiscal tendría cada alternativa?
  •          ¿Qué tan confiada está la empresa para negociar un APA con el SAT?
  •          ¿Qué control se tiene sobre la información financiera de la empresa?
  •          ¿Cuál es el impacto en el flujo de efectivo, en términos fiscales, de PTU y de costo a nivel global en cualquiera de las dos alternativas?

Además, las empresas deben evaluar si cuentan con los controles adecuados sobre el activo fijo y el inventario propiedad del residente en el extranjero, que se utilizan en la actividad de maquila. Sin embargo, estos son solo algunos de los puntos más importantes que hay que tener en cuenta para poder adoptar uno de los dos modelos.

Vamos por APA. ¿Qué sigue?

A continuación ofrecemos algunas recomendaciones y sugerencias para negociar un APA con el SAT, lo cual debe ser una diligencia transparente, abierta y amistosa, que no puede ser vista con temor y, mucho menos, como el enfrentamiento contra un enemigo.

Durante este proceso, el SAT siempre está y estará completamente abierto a escuchar y recibir la metodología, ajuste o sugerencia de la empresa maquiladora, lo que abre un canal de comunicación directo. Gracias a ello, un APA puede llegar a ser una negociación acorde con la situación financiera y económica real de la empresa.

Entérate: SHCP descarta más impuestos hasta 2018

Es importante que cuando se envíe la solicitud de APA se presente el expediente lo más completo posible, para evitar requerimientos de información adicionales y para permitir que el SAT realice los análisis correspondientes y se acelere el proceso de negociación. Cualquier faltante de información provocará retrasos en el proceso.

Es recomendable presentar la solicitud lo antes posible, porque el SAT recibirá una gran cantidad de demandas. De acuerdo con lo publicado en la Regla Miscelánea Fiscal No. I.3.19.2 para 2014, el escrito libre debe presentarse ante las autoridades fiscales indicando que se optará por el APA; debe tenerse cuidado con la presentación a tiempo de este escrito.

Artículo relacionado: Maquilas sortean alza en tasa de ISR

Finalmente, hay que tomar en cuenta que la negociación de un APA no es un proyecto simple y no puede tomarse a la ligera. Es un trabajo que requiere gran conocimiento de la industria y de la empresa, así como experiencia técnica en materia de precios de transferencia. Por otra parte, es preferible haber participado anteriormente en procesos de este tipo.

La negociación de un APA requiere comunicación, coordinación y trabajo en equipo entre la empresa y sus respectivos asesores. Por ello, es recomendable que la maquiladora se apoye en consultores que tengan el conocimiento, habilidad y experiencia. El resultado de la negociación deberá ser aplicado y cumplirse por el periodo que se haya solicitado en la negociación (pudiendo ser hasta de cinco años), lo cual también debe considerarse al iniciar el proceso.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Después de analizar los puntos y temas aquí expuestos, puede verse claramente que las dos alternativas planteadas por el SAT tendrán en las empresas IMMEX, así como en sus corporaciones, un impacto fiscal y en su flujo de efectivo, que cambiará de manera significativa la forma de operar y manejar sus costos en el futuro cercano.

*El autor es socio de impuestos de KPMG en México. Su correo es asesoria@kpmg.com.mx

Ahora ve
México y EU avanzan en combatir al crimen organizado, afirma Osorio Chong
No te pierdas
×