OPINIÓN: La visión deformada de la moralidad de ISIS

Los extremistas no solo están matando a quienes acusa de homosexualidad, difunde el miedo en quienes no se conforman con ideas tradicionales
ISIS decapitación masiva
ISIS decapitación masiva  ISIS decapitación masiva
Autor: Jessica Stern | Otra fuente: 1

Nota del editor: Jessica Stern es directora ejecutiva de Comisión Internacional Gay y Lesbiana de Derechos Humanos. Las opiniones recogidas en este texto le pertenecen exclusivamente.

(CNN) — El Estado Islámico en Iraq y el Levante (ISIS, por sus siglas en inglés) está en los titulares otra vez. El miércoles pasado comenzaron a circular imágenes de un hombre siendo lanzado de un edificio en la ciudad de Ragga, en Siria, después de ser supuestamente condenado por un acto homosexual.

La escena es enfermiza y atemorizante. Y eso es lo que se supone que sea, porque ISIS no solo está matando a quienes acusa de homosexualidad, está tratando de difundir el miedo en las personas que no se conforman a las ideas tradicionales de cómo las mujeres y los hombres deben actuar o hablar.

Esta última ejecución es la octava que ISIS ha admitido realizar por sodomía. Además, el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (SOHR) ha reportado las muertes de cuatro hombres más, también acusados de sodomía, que fueron asesinados de manera similar por ISIS, en Siria.  ISIS también es supuestamente responsable de lapidar al menos tres mujeres acusadas de adulterio en Siria.

Es claro que estos espectáculos escalofriantes son realizados con la intención de aterrorizar. Algunos de los hombres fueron fotografiados mientras los tiraban de edificios, los lapidaban o disparaban a muerte, y en algunos casos ambas.

En sus publicaciones en redes sociales sobre las ejecuciones, ISIS muestra a las víctimas siendo llevadas al centro de la ciudad, con los militantes pretendiendo leer de un veredicto de "corte" autodenominado, antes de proceder con la ejecución en frente de una multitud. Una fotografía final, usualmente muestra el cuerpo sin vida.

El motor de propaganda de la milicia congrega a las comunidades locales y publica imágenes con una clara intención: advertir contra cualquier transgresión e infundir terror.

La Comisión Internacional Gay y Lesbiana de Derechos Humanos (IGLHRC), por supuesto, condena estos actos. Pero también es importante notar que tenemos muy poca información sobre las ejecuciones mismas. De hecho, a pesar de nuestros esfuerzos y los de otros observadores independientes, ni las acusaciones, ni la naturaleza, tiempo, y lugar de las ejecuciones pueden ser corroborados. No sabemos nada sobre la orientación sexual o identidad de género de las víctimas, por ello debemos tener precaución al asumir cualquier cosa sobre los involucrados.

De todas formas, sin importar las incertidumbres  en estos casos individuales, tal como ha mencionado IGLHRC y la organización de derechos de la mujer MADRE, la naturaleza pública y terrible de estas ejecuciones, y las amenazas previas de ISIS contra aquellos que cometen lo que ellos consideran 'sodomía, preocupa a cualquiera en Irak o Siria que no se conforme a las ideas tradicionales de lo que es ser un hombre o mujer 'propios'.

La realidad es que estas últimas ejecuciones sin duda elevarán la alarma y el sufrimiento sicológico entre los individuos gay, lesbianas, bisexuales, transgénero e intergénero –y sin duda terrorizar a la población en general- en las zonas bajo control de ISIS. Para los individuos iraquíes que parecen desviarse de las normas actuales sobre género, vivir bajo el poder de ISIS significa vivir con la preocupación constante de una sentencia a muerte potencial, como señala nuestro reporte con MADRE y la Organización de la Libertad de la Mujer de Irak.

¿A dónde vamos desde aquí?

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

No hay atajos o respuestas sencillas para detener la violencia de ISIS. El antídoto para su desoladora forma de ver el mundo será a largo plazo y difícil de obtener, fundamentado en la tenacidad y sabiduría de las comunidades locales que se sobreponen a la situación. Sin embargo, la comunidad internacional debe actuar urgentemente para proteger vidas y ayudar a aquellos que escapan de la violencia hoy. El restablecimiento interno y externo de las poblaciones perseguidas debe mejorar con mayor apoyo económico de agencias de la ONU y ONG de derechos humanos que trabajan directamente con gente en situación vulnerable. Mientras tanto, las peticiones de asilo de personas perseguidas deberían ser expeditas.

No podemos sentarnos a esperar mientras ISIS comete violencia sin sentido en el nombre de la protección de la moralidad. 

Ahora ve
Las calles de Los Ángeles se pintan de blanco y te decimos la razón
No te pierdas
×