OPINIÓN: Empleados más productivos con una iluminación adecuada

Darle a los empleados la oportunidad de personalizar su espacio de trabajo brinda una sensación de pertenencia y comodidad para permanecer en él gran parte del día.
Una correcta iluminación podría incrementar la productividad hasta en un 5%, señalan estudios.
Efectividad  Una correcta iluminación podría incrementar la productividad hasta en un 5%, señalan estudios.  (Foto: Shutterstock)
Roberto Mallens

Nota del editor: Roberto Mallens es vicepresidente para América Latina de Lutron Electronics. Las opiniones expresadas en esta columna son exclusivas de su autor.

(Expansión) – Una de las cosas más importantes que he aprendido a lo largo de mi trayectoria es que el factor humano es siempre la base del éxito de un proyecto o compañía; es posible tener las mejores ideas, pero si no se cuenta con el personal para llevarlas a cabo se quedarán simplemente en el papel.

Por ello, muchas de las más importantes corporaciones a nivel mundial se encuentran constantemente preocupadas por el bienestar y satisfacción de sus equipos, mejorando sus condiciones laborales, ofreciendo espacios de recreo y en general fomentando la creatividad y participación de todos los que colaboran en la misma.

Lee: Iluminación inteligente al alcance de todas las casas

Se ha demostrado que invertir en el diseño de la oficina mejora el bienestar de los empleados hasta en un 31%, y la productividad hasta un 15%. Darles la oportunidad de personalizar su espacio de trabajo brinda una sensación de pertenencia y comodidad para permanecer en él gran parte del día.

Algunos elementos que pueden influir en la comodidad de los colaboradores son: color, visibilidad (las oficinas con vista al exterior ayudan a mejorar la memoria hasta en un 15%), control de clima (temperatura, humedad y calor solar), calidad del aire, niveles de ruido y diseño (acomodo y organización). Dejar, en la medida de lo posible, que el empleado controle un par de ellos aumentará considerablemente su satisfacción y por tanto la comodidad.

Así son las nuevas oficinas de Google en México

Hablando de iluminación en las oficinas, es importante distinguir tres tipos: general, puntual y decorativa. La general se refiere a una forma homogénea de iluminar espacios, en la que se busca tener distintos puntos de luz distribuidos en el espacio, con el objetivo de brindar una iluminación nivelada y adecuada en toda la sala, la desventaja es que en muchos casos para lograrlo es necesario incrementar el consumo de energía.

La iluminación puntual es aquella en la que se concentra una luz más intensa en un punto focal, lo que permite brindar a cada trabajador la cantidad de luz adecuada de acuerdo a su preferencia, actividad y hora del día, con la desventaja de que pudiera ser poco flexible, ya que es preciso conocer la ubicación de las estaciones de trabajo y es complicado hacer cambios.

OPINIÓN: La automatización del hogar puede incrementar el valor de la propiedad

La iluminación decorativa es aquella que utiliza diversos recursos para crear ambientes y decorar espacios, aunque su aplicación en oficinas debe hacerse con sumo cuidado para evitar que destellos, reflejos o colores dañen la visión de quienes laboran en ella.

El uso de la luz en los espacios de trabajo tiene también un impacto en el bienestar y productividad laboral, según una investigación realizada por la Universidad de Cornell en Estados Unidos. Una correcta iluminación podría incrementar la productividad hasta en un 5%. Existen algunos factores decisivos a considerar en este aspecto:

  • Nivelación de la iluminación de acuerdo a la tarea: distinguir las actividades que realiza cada uno de los colaboradores y adecuar las condiciones a éstas.
  • Distribución de la luz: por ejemplo, iluminar superficies verticales para dar amplitud a los espacios abiertos.
  • Reflejos: un correcto control de los reflejos puede evitar bajas en productividad y lesiones visuales, sobre todo en quienes trabajan con computadoras y pantallas.
  • Luz de día: generalmente los trabajadores prefieren espacios naturalmente iluminados, además de que el correcto aprovechamiento de la luz natural representa un ahorro considerable en consumo de energía eléctrica.

Lee: ¿Cómo tener una casa inteligente en México?

Lo ideal es encontrar sistemas de iluminación escalables y flexibles que integren más de una funcionalidad: control de luminarias, sensores de presencia, sensores de luz de día, persianas, etcétera; a medida que cada espacio pueda ser utilizado y optimizado para realizar diversas actividades de manera cómoda y funcional.

El capital humano es sin duda uno de los principales activos de una empresa, por lo que cuidar de su bienestar deberá ser siempre una prioridad para incrementar la productividad y el éxito de las compañías.

Consulta más información sobre este y otros temas en el canal Opinión

Ahora ve
Diez marinos de EU están desaparecidos tras choque de destructor en Singapur
No te pierdas
×