En rechazo a los acuerdos en Durban, Canadá abandona el Protocolo de Kyoto

"Kyoto no funciona. Kyoto es el pasado para Canadá”, dijo el ministro de Medio Ambiente de Canadá, tras los acuerdos de Durban
COP17
COP17  COP17  (Foto: )
/
TORONTO (Reuters) -

Horas después de la conclusión de la cumbre sobre el cambio climático de Durban, Canadá anunció este lunes que abandona el Protocolo de Kyoto para no pagar las multas relacionadas con el incumplimiento de la reducción de emisiones.

El ministro de Medio Ambiente de Canadá, Peter Kent, dijo durante una rueda de prensa que "Kyoto no funciona. Kyoto es el pasado para Canadá. Invocamos el derecho legal para retirarnos de Kyoto".

Kent, que calificó de "radical" el tratado que Canadá firmó en 1997, añadió que para cumplir con sus compromisos con Kyoto, el país norteamericano debería retirar en los próximos 12 meses "todo tipo de vehículo" de sus carreteras o eliminar la calefacción en todos los edificios del país.

El ministro canadiense afirmó que la alternativa a estas acciones "irresponsables" sería "la transferencia de 14,000 millones de dólares de los contribuyentes canadienses a otros países, el equivalente de 1,600 dólares canadienses por cada familia".

Kent también dijo que Canadá solo está interesado en un pacto de reducción de emisiones si "todos los principales emisores" están incluidos.

México considera "insuficientes" los acuerdos de Durban

El gobierno de México consideró este lunes "insuficientes para salvaguardar el futuro de la humanidad" los resultados de la XVII Conferencia de las Partes de la ONU sobre Cambio Climático (COP 17), aunque celebró que permitan "avanzar en la mitigación y adaptación a este fenómeno".

La COP 17 terminó el domingo en Sudáfrica con la aprobación de la Plataforma de Durban para la Acción Reforzada, un conjunto de acuerdos que incluyen un segundo periodo de compromiso del Protocolo de Kyoto.

Este tratado internacional, el único que existe para reducir las emisiones de gases causantes del efecto invernadero, expiraba a fines de 2012 pero ahora se prolongará hasta 2017 o 2020, aunque sin Rusia, Japón y Canadá.

El resultado más significativo emanado de Durban es una hoja de ruta para un nuevo acuerdo climático global que comprometa a todos los grandes emisores, tanto países industrializados como emergentes.

En un comunicado, el secretario de Medio Ambiente y Recursos Naturales de México, Juan Rafael Elvira Quesada, valoró como positiva la adopción de un segundo período de compromisos para el protocolo, que establece que los países que lo hayan ratificado deben recortar al menos del 25 % al 40 % sus emisiones por debajo del año base, que es 1990.

El funcionario Elvira Quesada reiteró que México "redoblará en 2012 los esfuerzos para dar cumplimiento a sus metas voluntarias en el combate al cambio climático".

Sobre otro de los puntos centrales aprobados, la creación del Fondo Verde para el Clima (FVC), una bolsa de 100,000 millones de dólares anuales a partir de 2020 que aportarán los países más industrializados para que los menos desarrollados puedan financiar acciones para disminuir sus emisiones, México sostuvo que quiere ser sede de ese eventual mecanismo.

Suiza y Corea del Sur se ofrecieron para hospedar las primeras reuniones de la junta del Fondo Verde para el Clima y el país asiático se dijo además dispuesto a contribuir a los costos iniciales de su operación.

Para México, tras los progresos de las últimas cumbres, una de las cuales, la de 2010, se celebró en este país, "es imprescindible que todas las naciones actúen con sentido de urgencia, se planteen metas ambiciosas y eleven su nivel de compromiso para concretarlas", concluye el comunicado.

Ahora ve
No te pierdas