Es posible: la casa 'supereficiente' que produce la energía que consume

Científicos del gobierno de Estados Unidos usarán 823 metros cuadrados para saber cómo se puede obtener una residencia eficiente
Autor: Mike M. Ahlers | Otra fuente: CNN

Es espaciosa, contemporánea y habitable.

Hay aparatos de acero inoxidable, pisos de madera y las habitaciones están pintadas de un verde suave. Columnas majestuosas transmiten una comodidad suburbana. Un buen vendedor la podría anunciar como El Bosque o El Retiro.

Pero cuando el propietario de una casa súper eficiente que ahorra energía en los suburbios de Maryland es el gobierno de Estados Unidos, puedes apostar que el nombre te dejará pensando.

El tapete de bienvenida dice: "Instalación de Pruebas Residenciales de Energía Neto- Cero", (NZERTF por sus siglas en inglés).

Construida en el campus de un sitio de pruebas tecnológicas nacionales, la Casa Cero Neto es el laboratorio nacional de ciencias más nuevo.

Científicos del gobierno e ingenieros usarán la casa de 823 metros cuadrados como un centro de pruebas para analizar y medir productos, materiales y sistemas que hacen que una casa sea eficiente, energética y ecológica.

Pretenden demostrar que una casa atractiva para una familia de cuatro puede ser de energía cero neto, lo que significa que produce la misma energía que consume.

"Lo que queremos es demostrar lo que se puede hacer en las casas de tamaño normal, con la estética y características de un hogar en el área metropolitana", dijo A. Hunter Fanney, jefe de la división de energía y medio ambiente del Instituto Nacional de Estándares y del Laboratorio de Ingeniería de Tecnología.

"Muchas veces los edificios no son tomados en cuenta en la búsqueda de Estados Unidos por la independencia energética", dijo Fanney.

Los edificios residenciales consumen el 22% de la energía de la nación y los edificios comerciales consumen otro 18%, aseguró el experto.

Hacer las casas más eficientes, advierten los ponentes, ayudará a reducir la dependencia de la nación por las importaciones de energía y recortará los gases de invernadero generados por el calentamiento global.

Fanney y otros expertos dicen que la manera para medir los sistemas del ambiente de un hogar son insuficientes. Su solución: este proyecto.

La Casa-Cero-Neto (Net-Zero-House), fue construida usando productos comercialmente disponibles y con las especificaciones exactas para que utilice la cantidad precisa de aire y agua.

Está llena de tecnología de punta, incluyendo paneles fotovoltáicos en la parte superior del techo para convertir la luz solar en electricidad y paneles térmicos solares en un techo bajo para calentar el agua.

Tres tipos de sistemas geotérmicos usan temperaturas de la tierra para calentar la casa en invierno o enfriarla en el verano.

Se usa el calentamiento en los pisos. El aire se distribuye tanto en sistemas de ductos convencionales como de alta velocidad. La casa también tiene un sistema eléctrico inteligente.

"Me encantaría vivir en esta casa. Tiene todas las facilidades", dijo Fanney, añadiendo que será "extremadamente confortable".

¿Pero quién vivirá ahí?

Conoce a los Nisters, una familia virtual que crearon los científicos para ayudar a simular el impacto de gente real en la casa.

Los Nisters simulan a dos adultos que trabajan y niños de 14 y de 8 años. Aparatos en varias habitaciones los imitarán, emitiendo calor y humedad en momentos apropiados y sensores grabando las condiciones.

"Cada momento de sus vidas ha sido programado". Las luces se prenderán y apagarán y se bañarán", dijo Fanney. "Los aparatos se prenderán y apagarán como si los usara una familia de cuatro".

"La razón por la que no es gente real es por que queremos tener el control", mencionó el científico. "Con personas reales, todos viviríamos al azar, entonces sería muy difícil tener el control del lugar".

Mientras tanto, en el estacionamiento, los científicos monitorearán las condiciones.

Se han gastado aproximadamente 2.5 millones de dólares en la casa utilizando dinero de aportaciones federales. Como condición de los fondos de estímulo, casi toda la casa fue construida usando materiales y productos estadounidenses. La única excepción es un aparato de ventilación en el sótano, hecho en Canadá. El laboratorio dijo que no hay un aparato parecido en Estados Unidos.

¿Qué pasará cuando se completen las pruebas?

"No creo que se acaben nunca dentro de esta instalación", dijo Fanney, que ve una nueva tecnología "para las próximas tres o cuatro décadas".

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Y él sospecha que la investigación permitirá a los constructores de casas que anuncien sus condominios con eficiencia energética.

"Los edificios tendrán una etiqueta de energía en ellos, así como los carros tienen ahora una etiqueta de 'kilómetros por litro', concluyó. 

Ahora ve
La renuncia de Raúl Cervantes provoca lo mismo celebración que escepticismo
No te pierdas
×