La grasa de la panza aumenta el riesgo de padecer osteoporosis

Un nuevo estudio muestra que, contrario a lo que se creía, cierto tipo de grasa corporal es perjudicial para la fortaleza de los huesos
grasa sobrepeso  obesidad panza belly fat
Elizabeth Landau
Autor: Elizabeth Landau
(Reuters) -

Una de las pocas ventajas posibles de tener sobrepeso ha sido rebatida.

En el pasado, los médicos habían sugerido que el exceso de grasa corporal, que está asociado con enfermedades del corazón, diabetes y muchos otros perjuicios al cuerpo, puede proteger a la persona contra la osteoporosis, la enfermedad de los huesos más común.

Pero ahora, un estudio encuentra que incluso eso puede ser engañoso. De hecho, la grasa de la barriga puede contribuir a la osteoporosis, dicen los científicos, cuya investigación será presentada en la Sociedad Radiológica de Norteamérica.

Eso se debe a que las células de grasa probablemente producen sustancias, aún no comprendidas, que generan enfermedad ósea, además de enfermedad cardiaca y diabetes, dijo la doctora Miriam Bredella, de la Escuela Médica de Harvard y el Hospital General de Massachusetts, en donde el estudio fue realizado.

Bredella y sus colegas observaron a 50 mujeres con pre menopausia y examinaron su grasa usando tomografía computarizada (TC), que puede distinguir entre los compartimientos de la grasa.

Dijo que el cuerpo humano tiene dos categorías de grasa: la grasa superficial, que está bajo la piel, y la grasa visceral, que rodea a los órganos. Se ha mostrado que el primer tipo de grasa tiene beneficios contra la diabetes y la enfermedad cardíaca cuando está distribuida alrededor de las caderas.

Es el segundo tipo de grasa, la de la barriga interna, la que es mala para los huesos, dijo. El estudio encontró que este tipo de grasa está asociado con menor densidad de mineral ósea, una medida de la fortaleza de los huesos.

La mayoría de otros estudios sobre la grasa y la osteoporosis habían observado el peso y  el índice de masa corporal (IMC), mediciones que no reflejan la distribución de la grasa, dijo.

Y no hay forma de saber a dónde va la grasa cuando subes de peso, pues eso es principalmente determinado por la composición genética, dijo.

Los investigadores también usaron una nueva técnica para mirar la grasa de la médula ósea, o la grasa dentro de los huesos, que también parece hacer a los huesos más débiles. Las mujeres con grasa en la barriga interna también tienen más grasa en sus huesos, dijo Bredella.

De otro lado, también se sabe que las mujeres con anorexia tienen mayor riesgo de osteoporosis. La conclusión es que uno debe tener un peso normal, porque los extremos de mucha o muy poca grasa son ambos malos para los huesos, dijo Bredella.

La investigación será presentada por primera vez en la conferencia, y aún no ha sido publicada en una revista especializada. Más investigación debe realizarse para confirmar los resultados.

Ahora ve
Esta es otra inevitable comparación entre Lio Messi y Cristiano Ronaldo
No te pierdas
×