El mundo de la moda impone reglas para evitar modelos demasiado delgadas

La semana de la moda en Nueva York comenzará este jueves bajo nuevas directrices que buscan combatir los trastornos alimenticios
Con sus creaciones, las diseñadoras buscan recordar a las cientos de mujeres asesinadas en Ciudad Juárez
reuters-rodarte-moda  Con sus creaciones, las diseñadoras buscan recordar a las cientos de mujeres asesinadas en Ciudad Juárez
Madison Park
Autor: Madison Park
(Reuters) -

La Semana de la Moda en Nueva York comienza este jueves, y habrá más cosas en exhibición que nuevas telas y combinaciones de colores.

El desfile será el primero realizado bajo un conjunto de iniciativas de salud actualizadas para las modelos, que fue publicado el mes pasado por el Consejo de Diseñadores de Moda de Estados Unidos (CFDA, por sus sigla en inglés).

Las directrices intentan afrontar la "abrumadora preocupación acerca de si algunas modelos son delgadas de un modo enfermizo, y si se deben imponer o no restricciones en tales casos".

Las nuevas directrices indican que las modelos deben tener al menos 16 años de edad para participar en un espectáculo. También promueven una mayor conciencia de los riesgos y signos de los trastornos de la alimentación.

El ambiente tras bambalinas en los desfiles de moda debe ser libre de tabaco y también se combatirá el consumo de bebidas alcohólicas entre menores de edad mediante la prohibición del alcohol, de acuerdo con las directrices.

Las modelos con posibilidades de tener un trastorno de la alimentación deben buscar ayuda profesional y no deben continuar modelando a menos que tengan la aprobación de un profesional de la salud, se detalla en la iniciativa.

"Los diseñadores comparten la responsabilidad de proteger a las mujeres, y en particular a las chicas muy jóvenes, dentro del negocio, enviando el mensaje de que la belleza es salud", de acuerdo con un comunicado firmado por Diane von Furstenberg y Steven Kolb del CFAD.

La iniciativa de salud también pide más educación acerca de las señales de alerta de los trastornos alimenticios, a través de talleres para la industria acerca de cómo surgen los trastornos y su tratamiento. El propósito no es vigilar los desfiles, sino aportar "conciencia social, educación y seguridad", según el comunicado.

Las directrices del consejo señalan que se debe proporcionar educación sobre nutrición y acondicionamiento físico, y que deben estar disponibles comidas saludables, refrigerios y agua tras bambalinas y durante las sesiones de modelaje.

La Asociación Nacional de Trastornos Alimenticios de Estados Unidos (NEDA, por sus siglas en inglés) felicitó al consejo por tomar en cuenta la salud de las modelos, pero dice que las medidas no llegan lo suficientemente lejos.

"Aunque estas directrices son buenas 'sugerencias', no existe ninguna protección real de salud en esta industria para las menores de 18 años. Esto es particularmente preocupante en una industria que no sólo es conocida por la delgadez extrema —de hecho, es prácticamente requerida—, lo cual pone a sus modelos en un riesgo dramáticamente mayor de desarrollar una enfermedad que tiene la mayor tasa de mortalidad entre las enfermedades mentales", dijo Lynn Grefe, presidenta y presidenta ejecutiva de NEDA.

La industria de la moda ha sido objeto de críticas por perpetuar estándares imposibles de belleza femenina.

Isabelle Caro, una exmodelo que posó en una provocativa campaña de anuncios contra la anorexia murió en noviembre de 2010, tras una larga batalla contra el trastorno alimentario. En 2007, la modelo israelí, Hila Elmalich, murió pesando menos de 30 kilogramos.

Ahora ve
No te pierdas