La Estatua de la Libertad reabre sus puertas en su cumpleaños 126

El monumento permaneció cerrado durante un año y, entre otras cosas, cuenta con un elevador para personas con discapacidad
Autor: Leigh Remizowski
(Reuters) -

La Estatua de la Libertad está lista para reabrirse el próximo domingo después de un año de renovaciones destinadas a hacer del icónico obsequio, hecho por Francia en el siglo XIX, un lugar más fácil de navegar y más accesible para los visitantes con discapacidades. 

El interior del coloso de cobre había estado cerrado a los visitantes desde octubre de 2011.

Este domingo, en el cumpleaños número 126 del monumento, los visitantes que utilizan sillas de ruedas por primera vez podrían visitar una de las cubiertas de observación, ubicada cerca de los pies de la Dama de la Libertad.

"Ves esto en televisión…pero realmente estar aquí, adquiere una dimensión totalmente nueva", dijo Larry Hughes, un veterano de la Guerra de Vietnam y el primer usuario en silla de ruedas en utilizar el recién instalado elevador hacia la cubierta.

Mientras observaba hacia el horizonte de Manhattan, Hughes dijo que se sentía bendecido por estar dentro de la estatua en lugar de verla desde lejos.

Las renovaciones incluyen nuevas escaleras para permitir a los visitantes recorrer mejor la plataforma de observación y pedestal de la estatua, así como un elevador de emergencias.

El superintendente de la Estatua de la Libertad, David Luchsinger, calificó las adiciones como fenomenales y estimó que el nuevo diseño permitirá a 26,000 personas más visitar el interior del monumento cada año.

Aproximadamente 3.5 millones de visitantes visitan la Estatua de la Libertad cada año.

"Las personas que nunca han podido maniobrar en las escaleras ahora pueden subir a la cubierta de observación y experimentar eso", dijo. "No solo es nuestra Estatua de la Libertad, es la Estatua de la Libertad del mundo".

El costo final de las renovaciones será de aproximadamente 30 millones de dólares cuando se completen a principios de 2013, dijo Luchsinger.

Los visitantes necesitan hacer reservaciones con anticipación para asegurarse de que podrán pasar al interior del monumento.

Las reservaciones ahora están disponibles hasta finales de 2012.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Después de los ataques del 11 de septiembre de 2001, el interior de la estatua no estuvo abierto al público hasta 2004.

No fue hasta cinco años después que los visitantes pudieron subir las escaleras hasta la parte superior de su corona.

Ahora ve
Varios puntos de Estados Unidos están a la expectativa por el eclipse
No te pierdas
×